Nueva norma del BCRA

Comparte esta noticia

Las dificultades que encuentran quienes desean acceder a una vivienda propia, siguen siendo mayúsculas. Las nuevas líneas de crédito hipotecario ajustadas por unidad de valor adquisitivo (UVA) que lanzó el gobierno nacional a principio de año, buscaban subsanar al menos en parte esos obstáculos. Sin embargo, la inflación sigue sin ceder terreno, y la novedosa herramienta sigue sin producir un cambio significativo.

Al mismo tiempo, existen tanto en la ciudad de Buenos Aires como en las principales ciudades del interior del país, miles de edificios terminados, que no cuentan aun con el final de obra, y por lo tanto no pueden ser escriturados. Ello impide a la vez, que los inmuebles sean hipotecados y por lo tanto aquellas familias que podrían comprar con un crédito UVA, se ven imposibilitadas de acceder.

Por tal motivo, el Banco Central de la República Argentina (BCRA), acaba de promulgar una resolución que flexibiliza el acceso al crédito, tanto para los desarrolladores como para quienes deseen comprar un inmueble. Desde ahora, los bancos podrán tomar en garantía tanto los boletos de compra venta, como las cuota partes en los fideicomisos.

La nueva normativa cambia absolutamente las reglas de juego en el sector. En primer lugar porque los desarrolladores dejarán de depender absolutamente del aporte mensual de los inversores, y podrán acceder al crédito bancario para dar impulso a la finalización de los proyectos. Ello podría implicar también que los desarrolladores se animen a tomar los fondos por su cuenta, comercializando las unidades terminadas de forma directa. Sin embargo, es prematuro pensar que ello pueda suceder en lo inmediato, porque aun resta medir la reacción que tendrán en la práctica las entidades bancarias.

En segundo lugar, podría cambiar el perfil de quienes participan en un desarrollo a pozo. En general, quienes buscan este tipo de proyectos, son inversores que luego pondrán las propiedades en alquiler. Pero con la resolución del BCRA, es posible que alguien que desea comprar un departamento a pozo y no cuenta con el dinero, acceda al crédito bancario.