Ahora, caen ventas a ultramar

Los cambios de tendencia que mostraron las exportaciones en estos últimos días van en línea con las proyecciones que tenía el sector privado. Para el cierre de la temporada se espera comercializar volúmenes similares a los del año anterior.

19 mar 2017 - 00:00
Comparte esta noticia

Las exportaciones de frutas regionales hacia ultramar alcanzaron, al 15 de marzo del corriente año, las 78.054 toneladas. La cifra representa una caída interanual del orden del 6%.

Así lo señala un reciente informe elaborado por la Terminal Portuaria Patagonia Norte (TPPN) en el que se destaca que los embarques de peras alcanzaron, en esta primera etapa del año, las 70.760 toneladas reflejando una baja cercana al 7% mientras, que las ventas de manzanas llegaron a las 7.294 toneladas con una caída del 3% interanual. Cabe destacar que las estadísticas de TPPN tienen en cuenta los embarques que salen del puerto rionegrino de San Antonio y el de Bahía Blanca. Entre ambos concentran el 85% del total de la oferta de fruta que se orienta hacia los mercados de ultramar.

Los cambios de tendencia que mostraron las exportaciones van en línea con las proyecciones que tenía el sector privado.

En los dos primeros meses del año, los embarques habían presentado un crecimiento interanual del 60%. Quince días después esa relación se muestra negativa en un 6%. ¿Las causas? Tal como se señaló en estas mismas páginas en el último informe comercial para la actividad, existen dos variables clave para definir el cambio de tendencia.

La primera de ellas es que la cosecha de frutas se adelantó en relación a los tiempos del año pasado por lo tanto la oferta de peras para embarcar estaba presente con fuerza ya en la primera quincena de febrero, cosa que el año pasado no ocurrió.

La segunda variable estaba en los mercados de destino. Todos los informes señalaban que tanto Europa como Rusia tenían muy bajos niveles de stock y desde el Valle se esperaba con la ventana de la “primicia” obtener altos precios por la pera argentina. Por esta causa, muchas fueron las empresas que adelantaron sus exportaciones para aprovechar la oportunidad, aumentando sus volúmenes embarcados.

Para la mayor parte de los operadores del mercado local, las exportaciones de peras y manzanas hacia ultramar terminarán este año en niveles similares a los de la temporada pasada, teniendo en cuenta calidad y volumen a comercializar.

La estadística de la TPPN señala por otra parte que más del 95% del total de los embarques salieron por el puerto de San Antonio Este mientras que muy poco fue lo que se embarcó por Bahía Blanca.

Por otra parte, Rusia se mantiene como el primer destino de la oferta exportable del Valle, absorbiendo alrededor de 28.000 toneladas entre peras y manzanas en esta primera parte del año. Le sigue en importancia, Italia con compras por 17.000 toneladas. En tercer término, Estados Unidos con poco más de 13.000 toneladas y Holanda con importaciones por 10.000 toneladas.

Datos clave
85%
del total de las exportaciones hacia los mercados de ultramar están concentradas hoy en cuatro empresas.
78.054
fueron las toneladas de peras y manzanas embarcadas al 15 de marzo.
“A la suba de costos en dólares se le suma otro dato negativo a la ecuación: la falta de fruta de calidad para embalar”.
Marcelo Loyarte,
gerente general de CAFI.
Corresponsalía

Últimas noticias de ésta sección