No quedaron conformes con las respuestas de Educación

Nakandakare objetó en El Bolsón que se fotografíe a estudiantes

13 sep 2011 - 00:00
Comparte esta noticia

EL BOLSÓN (AEB).- La Federación de Estudiantes Secundarios Comarcal lamentó “las pocas respuestas” que trajo la ministra de Educación rionegrina, Norma Nakandakare, ante las demandas de mejoras en infraestructura escolar. “Las promesas fueron escasas e insuficientes y seguiremos movilizados”, confirmaron ayer. La funcionaria, acompañada de María Teresa Pauletti, referente de ETAP y de la delegada regional Ramona Figueroa, escucharon el sábado los planteos estudiantiles y también se entrevistaron con profesores, padres y representantes de Unter. Finalmente se comprometieron “a enviar a técnicos electricistas y a un responsable de arquitectura para la semana del 12 al 19 de septiembre que comenzarían el trabajo y el relevamiento y planificación de las tareas necesarias para poner en condiciones el edificio del CEM 30, que igualmente alberga turnos del CEM 48 y 94”, adelantaron. Tras la evaluación, habría una nueva reunión con la ministra el sábado 17 de septiembre. En coincidencia, los delegados de la FES resaltaron “un informe del Colegio de Arquitectos de El Bolsón, que expresa las condiciones poco aptas para un edificio público” y la necesidad de reasignar partidas para mantenimiento, valuadas hoy “en apenas mil pesos mensuales”. Además, los referentes valoraron que esperaban “un fuerte mensaje a la sociedad ante los reiterados hechos de maltrato e intimidación que venimos sufriendo y denunciando los estudiantes (desde la Delegación de Educación y la Policía de Río Negro), pero la señora ministra sólo reiteró una y otra vez que ‘está mal sacar fotos’”, y que dejará “que actúen los mecanismos burocráticos” de la cartera educativa. Sin orden de Jefatura Ayer el titular de la Comisaría 12°, Carlos Cabrera, negó una orden de la Jefatura ante el accionar de uniformados que concurrieron al edificio de la Delegación de Educación para despejar la calle de piedras que los manifestantes habían colocado para detener el tránsito. Según estos, “una camioneta de la policía de Río Negro permaneció en el lugar mientras uno de los efectivos filmaba a los estudiantes presentes”. Asimismo hubo críticas hacia el accionar similar de un portero que tomaba fotos a los chicos que estaban haciendo la sentada en la puerta de la delegación”. Los hechos derivaron en presentaciones judiciales y el repudio del Colectivo de Militantes por los Derechos Humanos de El Bolsón, el partido Socialista y el Movimiento Proyecto Sur.