Un 18% de mejora salarial consiguió el empaque para la postemporada

En medio de un escenario de crisis, el gremio de los obreros de la fruta firmó el acta, pero se fue “no satisfecho”. En dos meses vuelven a discutir sueldos.

19 oct 2016 - 00:00
Comparte esta noticia

Tras cuatro meses de discusión y un largo ‘tira y afloje’ entre los empresarios del sector frutícola y el gremio de los trabajadores del empaque, ayer finalmente reinó el consenso, en medio de un escenario regional conflictivo, con cierre de galpones y despidos masivos.

El Sindicato de la Fruta de Río Negro y Neuquén logró estampar la firma en un acuerdo que selló un incremento del 18% para las labores de postemporada.

El gremio se retiró conforme aunque “no satisfecho”, se apuntó, pero con buenas perspectivas para regresar al Ministerio de Trabajo de Nación dentro de dos meses para comenzar a negociar los salarios que regirán la escala para los más de 15 mil embaladores que se emplean en ambas provincias en plena temporada.

Los encuentros paritarios fueron numerosos, y hasta el lunes se seguían barajando números ante la negativa del sector que representó a la Cámara de Fruticultores Integrados (CAFI) a otorgar el 20% de incremento que reclamaba el gremio tras bajar sus pretensiones iniciales que llegaban a un 35%.

El lunes nuevamente la charla se estancó cuando los empleadores llegaron hasta un 15% como tope, aunque ayer se discutieron y “redondearon” cifras: se acordó el 18% sobre el básico y la productividad, que será retroactiva al 1 de julio.

Todos aquellos obreros que trabajaron en ese período, hasta el 30 de septiembre, recibirán una suma no remunerativa, explicó el secretario general del Sindicato de la Fruta, Rubén López. “Esa suma irá completa al bolsillo de cada trabajador porque no sufrirá descuentos”, indicó, “así que representará casi un 20%”.

La suba implica para cada embalador un incremento de 2.880 pesos aproximadamente.

El básico de la categoría de embalador pasó de 15.810 pesos a 18.675 pesos.

“No es lo que queríamos, pero esto no da para más, estamos en una situación muy difícil, complicada y tampoco es momento de mandar a los compañeros a una huelga por dos puntos, porque pretendíamos un 20%. Estamos muy preocupados por los despidos además, y esperamos que esto no continúe”, afirmó López, en relación al cierre del empaque de la empresa Expofrut en Allen.

La planta que la firma posee en Roca ayer continuaba operando pero “queremos saber con certeza qué va a pasar”, sostuvo el gremialista, por lo cual “nos vamos a reunir con gente de la empresa así nos dicen qué piensan hacer”. En el galpón ubicado en Roca trabajan unos 140 obreros.

Si bien las partes no lo admitieron, la crisis que vive el sector y los despidos de los últimos días condicionaron la discusión salarial, al punto que desde el Sindicato no quisieron poner en riesgo más fuentes de trabajo con una posición intransigente.

El debate salarial principal para el sector es el que se dará partir de diciembre, cuando discutan los sueldos de la temporada frutícola.

Los datos
$ 2.880
es la mejora que verán los obreros de la fruta para la categoría de embalador, a partir del entendimiento.
$ 18.675
es el básico para esa misma función a partir de los incrementos por escala. El anterior era de $ 15.810.
Todos aquellos obreros que trabajaron hasta el 30 de septiembre pasado recibirán una suma no remunerativa que irá directamente al ingreso de bolsillo.
Roca
Últimas noticias de ésta sección