Río Negro y Neuquén entre las provincias con menor mortalidad infantil

La primera tiene una tasa de 8,8 por mil, la segunda de 7,6. Más baja es en Tierra del Fuego, con 4,6. Mientras que en el país es de 12,1.

30 nov 2010 - 00:00
Comparte esta noticia

Río Negro es una de las tres provincias del país, junto a Neuqén y Tierra del Fuego, con menor mortalidad infantil, con una tasa de 8,8 casos por cada mil nacimientos vivos, según el informe preliminar elaborado en 2009 por el Ministerio de Salud de la Nación.

La ministra de Salud de Río Negro, Cristina Uría, citó esos datos estadísticos nacionales y señaló que “se mantiene entre las tres provincias con menor tasa de mortalidad infantil del país, junto con Tierra del Fuego, con 4,6 por mil, y Neuquén con 7,6 fallecimientos por cada mil niños nacidos vivos.”

“Nuestra provincia hace muchos años que viene manteniendo una baja mortalidad infantil y esto tiene que ver con el sistema sanitario y con las condiciones sociales y económicas” de las familias, sostuvo la funcionaria.

Uría precisó que “los mayores índices de mortalidad infantil se producen en lo que se denomina el ’núcleo duro’, en lo que se refiere a la primer semana de vida del bebé”.

“Esto -dijo la ministra- se relaciona con causas que son poco prevenibles para trabajarlas desde el área de la Salud, como son por ejemplo, las malformaciones congénitas”.

La Alianza para la Salud de la Madre, Recién Nacido y el Niño (ASUMEN) presentó hoy un plan de acción con seis propuestas de corto, mediano y largo plazo para mejorar la calidad de vida de mujeres, bebés y niños argentinos, “con el horizonte puesto en el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM).

La entidad, integrada por sociedades científicas, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), fue creada en 2009 para lograr un descenso de muertes en la infancia.

En 2009 en el país murieron 9.026 bebés menores de un año y 1.483 niños antes de cumplir los cinco. El dato muestra que la mayoría de esas muertes “son precoces, en el período neonatal y de niños prematuros”.

En Argentina la tasa de mortalistad infantil es de 12,1 por mil y ha desdendido en los últimos 20, pero “el 60% de las muertes de menores de cinco años podrían haberse reducido”, indicó ASUME.

En 2009, 410 mujeres murieron por causas relacionadas con el embarazo, parto o puerperio (55 muertes cada 100 mil nacimientos), debido a aborto (21%), infecciones (12%), hipertensión (10%) y hemorragias (8%), entre las principales causas.

Al respecto, expuso seis propuestas: diagnóstico de situación actualizado, políticas de salud sexual y reproductiva, regionalización de la atención materno infantil, seguimiento de recién nacidos de riesgo, cómo afrontar la escasez de enfermeros y asignación universal de protección social para embarazadas y puérperas.

ASUMEN está integrada por la Academia Nacional de Medicina; las asociaciones Médica de Anticoncepción y Argentina de Perinatología (ASAPER), los centros de Estudios de Estado y Sociedad y de Investigación en Salud Poblacional, las federaciones de Enfermería y de Obstétricas y las sociedades de Pediatría, de Terapia Intensiva y de Obstetricia y Ginecología, además de la OPS y Unicef.

Télam