Aberrante ataque a un niño

BUENOS AIRES (Télam).- Un nene de 11 años fue abusado sexualmente y luego abandonado con signos de haber sido drogado y alcoholizado a la vera del camino del Buen Ayre, en la localidad bonaerense de William Morris, informaron fuentes policiales y judiciales.

Según los investigadores, el niño presentaba heridas en el cuello, las muñecas y los tobillos, por lo que se sospecha que sufrió algún tipo de torturas mientras estuvo privado de la libertad.

El chico, de quien no se suministró su identidad por cuestiones legales, fue trasladado al Hospital Posadas donde fue internado en terapia intensiva.

Un jefe de guardia de ese centro asistencial confirmó que el chico presenta heridas en distintas partes de su cuerpo y que "debió quedar internado en terapia intensiva mientras se evalúa la gravedad de las lesiones".

El caso comenzó ayer a la tarde cuando una patrulla de Seguridad Vial de la Policía Bonaerense encontró al chico a la altura del kilómetro 17 de la vía rápida del Camino del Buen Ayre, en el partido de Hurlingham.

Según las fuentes, el chico deambulaba atontado, con síntomas de haber sido drogado o alcoholizado, por lo que los policías se detuvieron y lo auxiliaron. El mismo personal que lo encontró lo trasladó de urgencia al Hospital Posadas, donde debió ser internado en terapia intensiva a raíz de las heridas que presentaba. Según pudieron determinar los investigadores, el menor se había ausentado de su casa en la villa Carlos Gardel hacía dos días. Allí vive junto a sus padres y a 10 hermanos.


Comentarios


Aberrante ataque a un niño