“Abrí los ojos y tenía fuego bajo la cama”

#

En el patio trasero de la casa quedaron todas las pertenencias quemadas.

ROCA (AR).- Siguen internados en grave estado el joven de 29 años y su hijita Briana, quienes el sábado por la mañana sufrieron severas lesiones en un incendio que se desató en su casa de Barrio Nuevo, en Roca. Marcela Ocares indicó ayer que su marido, Sergio López, está internado en la terapia intensiva del hospital local mientras que la beba está en el Sanatorio Juan XXIII con asistencia permanente. “Cuando abrí los ojos tenía el fuego abajo de la cama. Desperté a mi marido y empezamos a sacar a los chicos de la pieza, pero la beba quedó en la cuna, por eso él volvió para salvarla... apenas salió cayó con ella en el pasillo”, recordó angustiada Marcela, quien al momento del siniestro dormía en la habitación con su marido, sus cuatro hijos y una sobrinita. Según explicó la mujer, quien como resultado del incendio sufrió algunas quemaduras en el rostro, la beba tiene inflamación pulmonar causada por el humo y severas afecciones en la piel, aunque esperan una evolución favorable “porque su corazón y sus riñones están funcionando”. Una vez estabilizada, la chiquita sería trasladada a Buenos Aires. En tanto el papá, según contó la mujer, “tiene quemaduras en el 50 por ciento del cuerpo” y permanece completamente sedado y con respirador artificial. La familia perdió todas sus pertenencias. Quienes puedan ayudarlos, dirigirse a Jilguero 1394, a Perito Moreno 3267 o comunicarse al (02941) 15374878.


Comentarios


“Abrí los ojos y tenía fuego bajo la cama”