Abrirán solo las urnas en las que existan dudas

La Junta Electoral estima que la diferencia de 2.000 votantes es por errores de las autoridades de mesa en los telegramas y certificados. Hay tres documentos para constatar por cada urna. Sigue el recuento.



#

En la sala del Concejo Municipal la Junta Electoral instaló en centro de cómputos. Archivo

POLÉMICO ESCRUTINIO

Las urnas de las mesas donde se generen dudas y contradicciones entre los telegramas recibidos y los certificados que las autoridades de mesa colocaron dentro de las cajas, serán abiertas para constar cómo fue la voluntad del votante.

La Junta Electoral Municipal resolvió continuar con la verificación de la documentación de cada mesa, constatando que el telegrama que se envía tras el primer recuento en la escuela, el certificado del escrutinio dentro de la caja y el acta colocada en un sobre cerrado.

Los tres documentos deberían coincidir en cantidad de votantes y en los resultados pero en ese punto se registra el mayor inconveniente y difieren los datos, indicó a “DeBariloche” la vicepresidenta de la Junta Electoral, Bárbara Figueirido.

La referente del organismo electoral precisó que se han detectado que en los certificados confeccionados por las autoridades de mesa, omitieron incorporar las categorías concejales y Tribunal de Contralor. No aparecen como votos en blanco, nulo, recurrido o como voto por alguna expresión política.

Ese es el principal error detectado hasta el momento y de allí radicaría el problema del faltante de unos 2.000 votantes entre los tramos. Cabe recordar que para intendente votaron 65.138 votantes, mientras que para concejales la cifra baja a 63.231 votantes y para Contralor es aún menor con 62.905 votantes, según el escrutinio provisorio oficial.

La diferencia fue alertada por el partido Unión por un Movimiento Popular que pidió la apertura de las urnas ya que a su entender la fuerza pelea voto a voto por incorporar un concejal.

Figueirido dijo que la Junta Electoral este jueves (10/09) decidió retirar a los apoderados de cada partido para decidir el método de trabajo ante las inconsistencias encontradas. Una vez definido que se constatarán los tres documentos de cada urna y si continúan las dudas se abrirán las cajas, se volvió a convocar a los apoderados.

Indicó que “existen casos de votos que figuran como recurridos pero no deberían estarlo o impugnados cuando son recurridos”, admitió Figueirido quien señaló una falencia en las autoridades de mesa y a modo de autocrítica dijo que deberían tener mayor preparación para estar a cargo de un proceso electoral.

“Queremos terminar el escrutinio bien, prolijo y que no quede lugar a dudas” dijo Figueirido quien señaló que el recuento continuará este viernes y habrá una pausa durante el fin de semana para retomar las tareas el lunes.

En el escrutinio trabajan los tres vocales de la Junta Electoral y dos empleados del organismo.

DeBariloche


Temas

Bariloche

Comentarios


Abrirán solo las urnas en las que existan dudas