Abuelas, a la Corte por la causa Noble

Las Abuelas de Plaza de Mayo, una de las dos querellantes en la causa para determinar si los hijos adoptivos de Ernestina de Noble son hijos biológicos de desaparecidos, anunció ayer su decisión de apelar ante la Corte Suprema de Justicia un fallo de la Cámara de Casación que impide que su ADN se coteje con todas las muestras almacenadas en el Banco Nacional de Datos Genéticos (BNDG). La entidad comunicó su decisión luego de conocerse ayer una aclaración de la Sala II de ese tribunal, que ratifica las restricciones de los cotejos de perfil genético a un número limitado de familias y no a la totalidad de las muestras del BNDG. El 2 de junio Casación aceptó por unanimidad la decisión de la jueza federal de San Isidro, Sandra Salgado, de que Marcela y Felipe Noble Herrera deberán dar material genético incontrastable para establecer, luego de diez años de proceso, su identidad biológica. Ayer el mismo Tribunal aclaró que las fechas tomadas como referencia para fijar el límite temporal del estudio podrán ser revisadas por la jueza de instrucción en caso de cuestionarse la autenticidad de la presunta fecha de inicio de los expedientes de guarda de Marcela y Felipe Noble Herrera. En un fallo dividido, los jueces del tribunal expresaron la posición mayoritaria del tribunal unificando su postura y confirmando que las pruebas se harán “limitando la comparación de los perfiles de ADN obtenidos”. (Télam)


Comentarios


Abuelas, a la Corte por la causa Noble