Acusan a una joven de asesinar a un policía

Fue el sábado, pero el caso se mantuvo en total hermetismo.



NEUQUEN (AN).- Una joven mujer fue detenida por su presunta participación en el asesinato de un policía neuquino, al que le habría disparado con el arma reglamentaria mientras el suboficial dormía.

El hecho ocurrió el sábado a la madrugada en la vivienda de la víctima, pero recién ayer trascendió a través de algunas fuentes. Oficialmente fue imposible obtener información, y en la Policía y el juzgado interviniente se limitaron a decir que el caso está "bajo investigación", sin aportar más precisiones.

De acuerdo con la información que pudo obtener "Río Negro", el fallecido es un suboficial de apellido Fuentes, tenía unos 35 años y revistaba en la Dirección Tránsito. En cuanto a la presunta autora, su apellido es Juárez, de unos 25 años. Sería hija y hermana de policías.

El hecho, indicaron las fuentes, ocurrió el sábado a las 4 de la mañana en una pequeña vivienda de la calle Juan XXIII, donde Fuentes vivía solo después de su separación matrimonial. Allí alquilaba, y estaba realizando el curso para ascender de jerarquía.

Desde un tiempo atrás había iniciado una relación con Juárez, que algunas fuentes describieron como "noviazgo" pero otras le restaron trascendencia y dijeron que era solamente una buena amistad.

El modo de producción del crimen todavía se está investigando.

Según los trascendidos, fue la misma Juárez la que llamó a la Policía para avisar que se había producido "un desorden".

Sin embargo, los primeros efectivos que llegaron al lugar encontraron todo perfectamente ordenado.

El policía estaba acostado en su cama, a medias cubierto por sábanas y frazadas, con un disparo en el pecho. La mujer se encontraba en el lugar, con el arma reglamentaria de la víctima, que fue disparada una vez y luego el mecanismo se trabó.

Uno de los voceros consultados indicó que "daba toda la impresión de que ella llegó a la casa de madrugada, lo despertó, él le abrió la puerta y se volvió a acostar. En ese momento le pegaron el tiro".

Añadió que no había señales de forcejeos ni de defensa. "Estaba todo en su lugar, perfectamente ordenado".

No se sabe dónde guardaba la pistola calibre 9 milímetros que fue tomada por la sospechosa para dispararle.

También se trata de averiguar si ella intentó efectuar más disparos, pero no pudo porque el mecanismo del arma se trabó.

Del mismo modo, se especula que pudo haber una cuestión pasional como móvil del asesinato, pero todavía no está confirmado.

Al escenario del crimen concurrieron el juez Christian Piana, un fiscal adjunto y expertos en Criminalística para levantar huellas. En cuanto a la presunta autora, todavía no habría prestado declaración.

Ayer se supo además que fue alojada en la cárcel de mujeres, donde permanecerá por lo menos hasta que se resuelva su situación procesal.


Comentarios


Acusan a una joven de asesinar a un policía