Agentes de Salud vuelven al paro el próximo viernes



NEUQUEN (AN).- Los trabajadores de la salud pública descansarán seis días para retomar las medidas de fuerza el próximo viernes en todos los hospitales públicos de la provincia. Decretaron un nuevo paro activo, marcha y asamblea general frente a las puertas de la subsecretaría de Salud, para reclamar una recomposición salarial de alrededor de 250 pesos para todo el sector.

Ayer, el grupo de enfermeros y profesionales de la salud eligieron el monumento a San Martín para cumplir con su cuarto y último día de paro de actividades de esta semana. Si bien la evaluación de las medidas de fuerza que realizaron los dirigentes sindicales fue positiva, no están dispuestos a ceder ni un centímetro en cuanto a su reclamo se refiere.

"Por lo menos hemos conseguido incomodar en el Encuentro Latinoamericano de Salud y eso para nosotros es muy positivo. Pero frente a la ausencia de respuestas por parte del gobierno, decidimos un nuevo paro para el viernes y las medidas de fuerza se van a endurecer en diciembre, enero, febrero y marzo", aseguró Enrique Trovato, delegado general adjunto de la junta interna de ATE del Hospital Castro Rendón.

En las primeras horas de la mañana, el grupo de trabajadores marcharon tal como lo tenían previsto, hacia la Casa de la Costa, donde estaba pautado el cierre del Encuentro Latinoamericano de Salud, pero al llegar al lugar se encontraron con un predio vacío. "Evidentemente se fueron a otro lado, para no escucharnos. Esto demuestra claramente la actitud del gobierno de la provincia frente a los reclamos de los trabajadores", ejemplificó el delegado gremial.

Su par, el delegado general de ATE, Baltazar Alvarez, fue un poco más contundente en sus declaraciones al sostener que "a partir de ahora esto es una lucha política, ahora sí, que les queda muy en claro".

Mientras en el centro de la ciudad reinaron casi con exclusividad los sones de los bombos y redoblantes de salud, junto a la protesta de los empleados municipales, en los tres hospitales públicos de la capital, se trabajó como un día domingo. Desde las direcciones de los nosocomios informaron que no hubieron serios inconvenientes en la atención de los pacientes, que funcionaron con un plantel mínimo las guardias y el sector de internaciones y reconocieron que el acatamiento al paro fue "considerablemente alto".


Comentarios


Agentes de Salud vuelven al paro el próximo viernes