Al borde del mate

TOKIO (DPA).- El genio del ajedrez Bobby Fisher evitó ayer en el último segundo el jaque mate en su lucha por eludir la extradición a Estados Unidos.

Según comunicó el Ministerio de Justicia japonés, el titular de la cartera, Daizo Nozawa, hizo comunicar al norteamericano en su celda que ayer mismo iba a ser expulsado del país asiático. En una dramática carrera contra el tiempo, la abogada japonesa de Fischer interpuso, en el último minuto, un recurso ante el tribunal competente de Tokio, que por regla general, invierte alrededor de un mes en examinar apelaciones de este tipo. "Se sigue luchando en todos los frentes", dijo ayer a la tarde un representante del grupo que está ayudando al legendario gran maestro, de 61 años.

Fischer fue detenido el 13 de julio en el aeropuerto de Tokio cuando iba a dirigirse a Manila por carecer de pasaporte válido. Estados Unidos acusa al otrora festejado héroe del tablero, de haber violado en 1992 el embargo contra la antigua Yugoslavia. En esas fechas, pese a las sanciones contra el régimen de Milosevic, se enfrentó en el país balcánico a su antiguo rival, el ruso Boris Spasski.


Comentarios


Al borde del mate