Alerta roja por la tormenta Stan



SAN SALVADOR (AFP).- El Salvador se encontraba ayer en alerta roja por las intensas lluvias de la tormenta Stan, que se desplaza por el golfo de México, y la erupción del volcán Ilamatepec, 66 kilómetros al oeste de la capital, fenómenos que dejaban al menos 32 muertos y más de 13.000 damnificados.

Ante la situación que vivía el país, el presidente Elías Antonio Saca declaró la tarde de ayer la emergencia nacional. “He declarado emergencia nacional para que todas las instituciones del órgano Ejecutivo se integren al sistema nacional de emergencias”, declaró Saca a la Prensa.

Según el Comité de Emergencia Nacional (Coen), cinco personas de una misma familia perecieron al desplomarse su vivienda y otras 10 personas murieron en derrumbes entre las comunidades de el Chaparral, 25 kilómetros al oeste de la capital.

En esa misma región, en Lourdes se reportaron ocho muertos más. Un matrimonio falleció soterrado en la comunidad 22 de abril de San Salvador, y una fuente de la gobernación de Sonsonate (oeste) reportó la muerte de otras tres personas, que perecieron también soterradas.

Además, una niña murió también soterrada en San Miguel Tepezontes (sur), y un anciano murió ahogado al ser arrastrado por una quebrada crecida en una comunidad pobre del oeste salvadoreño, según la Policía.

A esas víctimas se suman otras dos personas que murieron el sábado pasado durante la erupción del volcán Ilamatepec. Según fuentes oficiales, las víctimas podrían incrementarse conforme vayan llegando reportes de las graves inundaciones, según los organismos de socorro.


Comentarios


Alerta roja por la tormenta Stan