Allanamientos tras la publicación de un presunto envenenamiento

Se hicieron en Viedma y los pidió la mujer de un ex integrante del Tribunal de Cuentas.





VIEDMA (AV).- Dos allanamientos se realizaron ayer por un presunto proceso de envenenamiento del que sería víctima un ex funcionario.

Las medidas fueron ordenadas por el juez penal Carlos Reussi, dando inicio así a la investigación judicial solicitada por la esposa de Rubén Gianni, ex integrante del Tribunal de Cuentas de Río Negro.

Uno de los allanamientos fue realizado en la vivienda particular del matrimonio, ubicada en la costanera viedmense; y el otro en una chacra propiedad de la familia en la zona del Idevi.

Tras la difusión de una información el miércoles pasado que hizo referencia a un presunto envenenamiento del que sería objeto el ex funcionario, involucrando en ello al círculo íntimo del hombre, su esposa formuló la presentación ante la fiscalía el mismo día de la publicación.

En ella solicitó información sobre la existencia de una investigación tal como se señalaba en la nota difundida y pidió que, de no ser así, se iniciara una causa.

Según se supo, ante la falta de medidas en el marco de ese pedido, la mujer recurrió el viernes pasado directamente al juez penal de turno para plantear la misma solicitud.

En respuesta a ese planteo el juez dispuso ayer los dos allanamientos, teniendo en cuenta además que la mujer no sólo se puso a disposición de la justicia, sino también toda la documentación existente en torno a los distintos estudios al que ha sido sometido su marido en los últimos años, tras la aparición de los primeros síntomas que se fueron agravando con el paso del tiempo.

La mujer habría solicitado también al juez que se verificara la situación de su marido y ésta habría sido una de las razones de la presencia del magistrado ayer en el domicilio particular junto con personal policial que se habría encargado de reunir la documentación ofrecida.

Desde hace aproximadamente ocho años Gianni padece una enfermedad que ha afectado su masa muscular y por lo tanto las posibilidades de movilizarse por sus propios medios.

Esto también le provocó que tenga dificultades para hablar, y de esa forma poder expresarse.

Los allanamientos se habían extendidos hasta entrada la noche, sin que se conociera si se había secuestrado algún otro elemento que fuera de interés para quienes están investigando el caso.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Allanamientos tras la publicación de un presunto envenenamiento