Arafat, al borde de una crisis de gobierno 22-4-03



Ramallah (Télam-SNI).- El presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Yasser Arafat, analiza la posibilidad de sustituir al primer ministro Mahmud Abbas (Abu Mazen) después de que fracasaran ayer las negociaciones para lograr la formación de un gabinete. Fuentes cercanas a Arafat afirmaron ayer que los posibles candidatos para suceder a Abu Mazen son el ministro saliente de Desarrollo y Cooperación Internacional de la ANP, Nabil Shaat, visto como su “ministro de Relaciones Exteriores”; el titular de Interior, Hani al Hasan, y el presidente del Parlamento, Ahmed Qurea (Abu Alá). “Abu Mazen no es el único hombre cercano”, dijo la fuente en la Mukata, la sede del gobierno Ramallah, donde el líder iraquí se halla prácticamente confinado. Abu Mazen, quien tendría tiempo para presentar a los ministros de su gobierno hasta mañana, según el último plazo previsto en la Ley Básica palestina, se negó ayer a reanudar las negociaciones con Arafat. En el centro de la crisis está el desacuerdo de Arafat y de varios dirigentes y legisladores de su movimiento Al Fatah con los ministros elegidos por Abu Mazen, entre estos el coronel Mohamed Dahlan, ex jefe del Servicio de Seguridad Preventiva en Gaza. Pero en el trasfondo del debate está la negativa de Arafat a ceder su poder hegemónico de décadas al frente del movimiento nacional de su pueblo a Abu Mazen, su segundo en la Organización para la Liberación de Palestina (OLP). Estados Unidos y la Unión Europea (UE), que junto con Rusia y la ONU forman el Cuarteto para Medio Oriente -autor de un plan de paz para israelíes y palestinos, conocido como “hoja de rutas” que ambos debieran seguir para alcanzarla-, no lograron torcerle el brazo a Arafat y esto puede echar por tierra su proyecto para estabilizar la región. Para poner en marcha el plan de paz, Abu Mazen exige la inclusión del coronel Dahlan en su gabinete para unificar a los organismos de seguridad de la ANP, y desarmar a los grupos radicales palestinos, que se niegan a terminar con una lucha que dura más de dos años y medio, según el primer ministro palestino. Por su parte, el presidente estadounidense George W. Bush, que no habla con Arafat, ya anunció que recibirá a Abu Mazen en la Casa Blanca una vez que preste juramento, mientras el primer ministro israelí, Ariel Sharon, también está dispuesto a negociar con el primer ministro si llega al poder en la Mukata. Si Abu Mazen logra formar su pretendido gobierno con el apoyo del Parlamento, podría significar la marginación de facto de Arafat y, a juicio de los analistas israelíes, el comienzo de una “nueva era” en las relaciones de su país con los palestinos, ya que Sharon quedaría bajo “irresistibles presiones de Estados Unidos” tras la guerra en Irak. Presiones de EE. UU. WASHINGTON (AFP) – Estados Unidos urgió este lunes a la Autoridad Palestina a instalar rápidamente un nuevo gobierno bajo el mando del primer ministro designado Mahmud Abbas, informó el departamento de Estado. “Es esencial que los palestinos completen este proceso de restablecer un gobierno en forma urgente”, afirmó el portavoz Richard Boucher. Boucher llamó a los palestinos a “no perder esta oportunidad”. Una pulseada entre el líder palestino Yasser Arafat y el primer ministro designado amenazó la creación de un nuevo gobierno a menos de tres días de la expiración del plazo fijado, mañana a la medianoche. Diferentes tentativas de mediación no permitieron arribar a un acuerdo hasta el momento entre el jefe histórico palestino y su número dos, Mahmoud Abbas, para la designación de ministros.


Comentarios


Arafat, al borde de una crisis de gobierno 22-4-03