Argentina confía en el apoyo regional

El gobierno de Fernando De la Rúa confía en que los pedidos hechos por los mandatarios latinoamericanos en la última cumbre del Grupo Río ayuden a destrabar la ayuda financiera que se negocia con el FMI. El presidente de EE.UU, George Bush, se comunicó con su par chileno y se comprometió a dar "una solución".



SANTIAGO, Chile (DyN, Enviada Especial) – La administración de Fernando De la Rúa espera que, tras el fuerte respaldo de los presidentes de la región en la XV Cumbre del Grupo Río, el Fondo Monetario Internacional (FMI) advierta la importancia de acelerar el otorgamiento de fondos adicionales para que la Argentina pueda salir de la grave situación financiera.

El presidente de Estados Unidos, George Bush, manifestó ayer que su administración está “particularmente preocupado por encontrar una solución sustentable y adecuada a lo que está ocurriendo en la Argentina” y ratificó que “sigue de cerca” la evolución de la crisis económica de nuestro país.

Bush le transmitió este mensaje al mandatario chileno, Ricardo Lagos, quien lo llamó ayer por la mañana en nombre de los mandatarios del Grupo de Río para trasmitirle la preocupación de América Latina por la turbulencia en los mercados que provoca la tardanza en la concesión de fondos adicionales por parte del directorio del Fondo Monetario Internacional (FMI), donde el voto de Estados Unidos es fundamental

Inmediatamente después de mantener esta comunicación, Lagos se comunicó telefónicamente con el presidente Fernando De la Rúa, quien regresó ayer a Buenos Aires y no se quedó para la clausura , para informarle sobre el contenido de la charla.

“Me comuniqué con Bush en nombre de los presidentes de América Latina, en donde me indicó cómo la administración norteamericana, él , el secretario (de Estado Collin) Powell y el secretario del Tesoro (Paul) O'Neill están particularmente preocupados por encontrar una solución sustentable y adecuada a lo que está ocurriendo particularmente con Argentina”, informó Lagos a la prensa.

El mandatario chileno dijo que el presidente norteamericano le indicó que “está siguiendo muy de cerca la evolución de la situación” argentina y remarcó que, tras las manifestaciones de Bush, “esperamos que el trabajo que estamos haciendo pueda llegar a buen puerto y podamos tener mercados más tranquilos próximamente”.

También remarcó que durante su conversación con el mandatario norteamericano “todos coincidimos, y así lo expresó el presidente Bush, en la necesidad de poder encontrar una solución sustentable a la brevedad para poder traer tranquilidad a los mercados internacionales” y en la necesidad “de mantener abierto los flujos de capital para las economías emergentes”.

La decisión de comunicarse personalmente con Bush para plantearles la preocupación del Grupo Río por la situación de los mercados internacionales y, en particular el caso argentino, fue adoptado en una reunión privada de los mandatarios, quienes encomendaron esa misión a Lagos, Andrés Pastrana (Colombia) y Miguel Angel Rodríguez (Costa Rica), integrantes de la troika. La grave crisis económica argentina y el “efecto contagio” para el resto de las naciones latinoamericanas ocupó el centro de las deliberaciones de la XV Cumbre del Grupo Río, que fue clausurada ayer.

Optimismo de los presidentes

SANTIAGO, Chile (DyN, Enviada Especial) – Los presidentes de Perú, Alejandro Toledo; de Brasil, Fernando Henrique Cardoso, de Chile, Ricardo Lagos, y de México, Vicente Fox, manifestaron su confianza en que las negociaciones que la Argentina mantiene con el FMI para obtener préstamos adicionales concluirá de forma satisfactoria.

El mandatario peruano consideró que el próximo lunes podría haber algún tipo de manifestación del FMI en relación a la Argentina, tras la preocupación que le manifestaron los presidente latinoamericanos al estadounidense, George Bush.

Por su parte, el presidente brasileño ratificó su confianza en que habrá “una solución positiva” para la crisis argentina y consideró que la situación de nuestro país “es fácilmente revertible”. Lagos expresó su esperanza de que el tema de la economía argentina se “resuelva de forma favorable”, luego de la comunicación telefónica que mantuvo con Bush. Finalmente, el presidente mexicano dijo que el deseo del Grupo Río transmitido al mandatario norteamericano es “que se dé la oportunidad a la Argentina de tener acceso a recursos para plantear su plan y estrategia de desarrollo económico”.

Menem advierte sobre una “cesación de pagos”

Buenos Aires (Infosic). A pesar de su arresto domiciliario, el ex presidente Carlos Menem participó esta semana activamente de la realidad política y económica argentina, mediante declaraciones radiales en las que criticó el rumbo del país

Desde la quinta de Don Torcuato que su amigo Armando Gostanián le prestó para cumplir con su detención, Menem se lanzó a hablar de política, al denunciar “falta de gobernabilidad” y advertir sobre el ingreso de la Argentina a una etapa de cesación de pagos.

En relación a las tratativas que lleva adelante parte del equipo económico argentino con técnicos del FMI , Menem afirmó que el Fondo “no está dispuesto” a respaldar financieramente al país. En declaraciones a radio Diez, el ex presidente puso en duda el éxito de las negociaciones que el gobierno lleva a cabo en Estados Unidos, al asegurar que “la cuestión está muy dura”.

“Ya tuvimos un blindaje que no funcionó, un megacanje que tampoco funcionó y ahora se están pidiendo una serie de recursos que se tornan un tanto difíciles por parte de Estados Unidos y del FMI de concederlos. El Banco Mundial ya dijo definitivamente que no”, agregó. El ex presidente alertó que un definitivo fracaso en la negociaciones hará que Argentina ingrese en “un default (cesación de pagos) que va a ser durísimo de levantar”. “Vamos a necesitar varios años para salir del efecto de una cesación de pagos”, vaticinó Menem.


Comentarios


Argentina confía en el apoyo regional