Pese al pico de junio, los economistas confían en que la inflación va a ceder

Coinciden en que, a partir del equilibrio del dólar, empezará a bajar entre agosto y septiembre. Y que le permitirá al gobierno cumplir la meta comprometida con el Fondo, de no más del 32% para este 2018. El mes pasado fue de 3,7%, la más alta en dos años.

22 jul 2018 - 00:00

Diversos economistas consultados por Río Negro estimaron que en función del punto de equilibrio que empezó a encontrar el tipo de cambio, la elevada inflación de junio del 3,7 por ciento no se va a repetir y estiman un retracción en el aumento de precios a partir de agosto o a más tardar en septiembre, lo que permitiría cumplir con la meta de inflación comprometida ante el FMI no superior al 32 anual.

Tras la difusión del aumento del costo de vida en junio, el cual trepó un 3,7 por ciento, transformándose en la suba más elevada de los últimos dos años y el segundo peor registro de la era Macri, comenzaron a surgir dudas e incertidumbre entre los agentes económicos debido a la continuidad de una elevada inflación, pero los economistas prevén un ritmo más acotado del incremento de precios.

En ese sentido, Nicolás Alonzo, economista del estudio Orlando Ferreres, aseguró que “nosotros estamos pronosticando una inflación para fin de año en 12 meses del orden del 30,5% y eso es consistente con una inflación que va a estar por debajo del 2% en los meses que siguen”.

“ Persistiendo la estabilidad cambiaria vamos a ver una desinflación en ese sentido. No es algo que por ahí tenga que ver con la política monetaria, sino el efecto que va a tener sobre algunos rubros”, remarcó Alonzo.

El economista puntualizó a “Río Negro” que se observa como viable el cumplimiento de la pauta comprometida ante el FMI, que menciona una inflación máxima entre el 29 y el 32%.

Precisamente, el presidente Mauricio Macri redobló la apuesta durante la semana al asegurar en la conferencia de prensa realizada el miércoles último que la inflación el próximo año será diez puntos más baja.

La cifra difundida por el presidente generó un creciente debate en los últimos días, pero algunos analistas coinciden en que el próximo año la inflación podría bajar sustancialmente.

“Nosotros consideramos que se puede cumplir con esa proyección, a pesar que puede haber algunas incógnitas, como por ejemplo la visión del Banco Central que aun no se sabe y qué puede pasar con el tema tarifas. Pero por el momento nosotros estamos considerando una inflación para el próximo en el orden del 19%, con lo cual estamos dentro de lo que ha dicho el presidente Mauricio Macri”, agregó Alonzo.

Por su parte, la especialista Jackie Maubret, integrante del staff del estudio Cohen, consideró que “el mercado financiero ya descontaba una inflación elevada para junio”.

“Las estimaciones que tenía el mercado de la inflación de junio iban hasta el 4 por ciento, con lo cual el 3,7 por ciento estaba dentro de lo que se esperaba”, afirmó la especialista.

Sobre este último punto, Maubret aseguró que en el mercado financiero se estima que la inflación de julio seguirá siendo elevada, alrededor de 2,5 o 2,6 por ciento, que en agosto podría descender un poco más, pero que la verdadera disminución podría empezar a observarse en septiembre.

“No sé si se dará realmente en agosto pero me animaría a decir que si todo continúa en un rumbo de más estabilidad no me extrañaría que la inflación empiece a aflojar a partir de septiembre”, expresó.

Al igual que otros colegas, la especialista estimó que la pauta comprometida ante el FMI para este año es realizable y recalcó que es muy factible que en el próximo se dé una inflación considerablemente más baja, aunque no quiso arriesgar una cifra de descenso.

“Por otro lado, creo que el gobierno dio los pasos necesarios para poder demostrar que empieza a tener el control de la situación cambiaria y esos pasos son lo que estamos viendo en cuanto a que empieza a verse una mayor estabilidad en el mercado de cambio”, acotó.

Por su parte, la economista María Castiglioni expresó que el grueso del aumento de precios producto de la devaluación se dio en especialmente y parte de julio, pero que a partir de agosto y esencialmente septiembre los niveles de suba del costo de vida deberían tender a reducirse bastante más.

“Hay que ver cómo sigue el mercado cambiario, pero dentro de una situación estable considero que la inflación comenzará a bajar y se va a poder cumplir con la pauta comprometida con el FMI para este año y en 2019 también es muy probable que la inflación esté bastante más baja de lo que será 2018”, concluyó la economista.

Dato
16%
fue la inflación acumulada en el primer semestre del año, según el Indec. En 31 meses de Cambiemos sumó 110%.
“Vemos una inflación para fin de año de 30,5%, consistente con una inflación que va a estar debajo del 2% en los meses que siguen”.
Nicolás Alonzo,
estudio Ferreres
“Se va a poder cumplir la meta. Y en 2019 también es muy probable que la inflación esté bastante más baja de lo que será en 2018”.
María Castiglioni,
economista
Buenos Aires

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.