Asaltaron y mutilaron a empleados de una empresa

Las víctimas trabajan en una empresa subcontratista de Edenor. Los asaltaron y cuando los habían liberado, le cortaron la falange de una mano. No descartan un mensaje mafioso.



BUENOS AIRES (Télam).- Dos empleados de una empresa subcontratista de Edenor fueron asaltados ayer en el partido bonaerense de La Matanza por delincuentes que antes de abandonarlos les cortaron una falange de un dedo de la mano derecha a cada uno, informaron fuentes policiales.

Los investigadores intentan determinar ahora si la mutilación se produjo porque los empleados se quisieron resistir al robo o si los delincuentes pretendieron enviar un mensaje mafioso a la empresa para la que trabajan.

Los hombres, identificados por la policía como Daniel Eduardo Berón, de 39 años, y Miguel Alfaro, de 34, fueron internados en el hospital de Morón y luego derivados a una clínica privada de la Capital Federal, donde fueron curados y dados de alta.

El episodio generó un problema de intervención judicial y policial, ya que se produjo en el límite entre los partidos de La Matanza y Morón y se trataban de establecer los motivos por los cuales la comisaría Primera de Morón demoró más de 12 horas en derivar las actuaciones a La Matanza.

El hecho se inició a las 6.30 de ayer en el Camino de Cintura y la avenida Don Bosco, frente a la iglesia Don Bosco del partido bonaerense de La Matanza, al suroeste del conurbano.

Según fuentes de Edenor, los hombres trabajan para la empresa Radiotrónica, la cual está subcontratada para realizar trabajos para la compañía de suministro de electricidad.

Edenor y la policía informaron que Berón y Alfaro se movilizaban en una camioneta Ford F-100 color amarillo por el Camino de Cintura, cuando fueron interceptados por al menos tres delincuentes que viajaban en un Ford Escort.

Los ladrones amenazaron con armas a sus víctimas y obligaron a una de ellas a subir al automóvil, mientras que uno de los asaltantes se subió a la camioneta y luego ambos vehículos abandonaron el lugar.

Fuentes policiales dijeron que los empleados fueron abandonados pocos minutos después en dos esquinas distintas y recién volvieron a encontrarse en el Hospital de Haedo, donde recibieron los primeros auxilios.

Al menos uno de ellos alcanzó a contar brevemente a la policía que fue abandonado ileso y que después fue atacado sorpresivamente desde atrás por un hombre que le torció el brazo y le cortó l falange del dedo índice de la mano derecha.

Los investigadores aseguraron que uno de los empleados fue hallado por un patrullero de la comisaría Primera de Morón cuando caminaba totalmente ensangrentado, mientras que el otro alcanzó a caminar hasta una estación de servicio, donde fue asistido por los empleados del lugar, quienes llamaron a la policía.

Los investigadores tratan de establecer cuáles fueron los motivos del ataque. Una de las hipótesis es que los empleados pretendieron resistirse al robo y otra es que pudo haberse tratado de un mensaje mafioso para la empresa para la que trabajan.

“Es muy llamativo que los hayan atacado y que a ambos les hayan cortado un dedo de la misma mano”, dijo uno de los jefes policiales que participa de la pesquisa.

Fuentes policiales dijeron que los ladrones huyeron con el Escort y la Ford F-100, la cual no había sido hallada. En el Hospital de Morón ambos hombres fueron atendidos y, luego, derivados por indicación de la ART.


Comentarios


Asaltaron y mutilaron a empleados de una empresa