Aseguran que falsificó firmas



BUENOS AIRES (Télam).- El abogado Eduardo Barcesat, apoderado de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, afirmó ayer que las pericias que se encaminan a demostrar que es adulterada la firma de Hebe de Bonafini en un contrato “echan por tierra las manifestaciones” de Sergio Schoklender. El letrado aludió a una información del matutino “Página 12” según la cual una pericia realizada por Gendarmería Nacional concluye que la presunta firma de Bonafini en un convenio con la empresa Meldorek es apócrifa. Según la nota, el estudio técnico concluye que “las firmas cuestionadas trazadas en el contrato para la provisión de construcciones móviles de fecha 28 de diciembre de 2010 entre la Fundación Madres de Plaza de Mayo y la empresa Meldorek no se corresponden con las autógrafas aportadas como prueba indubitada de la señora Hebe María Pastor de Bonafini”. Esto es “una prueba de que las maniobras eran exclusivamente del grupo Schoklender y echa por tierra las manifestaciones (de Sergio) de pedir el sobreseimiento”, afirmó Barcesat quien añadió que “ratifica lo que siempre hemos sostenido”. Barcesat reconoció que no tuvo acceso a la pericia pues sólo la Fundación fue aceptada como querellante


Comentarios


Aseguran que falsificó firmas