Asesinó a una familia a escopetazos y se mató



TUCUMAN (Télam).- Un chofer del transporte automotor de pasajeros de esta ciudad asesinó ayer a escopetazos a su ex pareja y a dos niñas, hija y nieta de ésta, respectivamente, tras lo cual se suicidó, informaron fuentes policiales.

El hecho ocurrió poco después del mediodía de ayer en una vivienda ubicada en Ramírez de Velasco al 1.900 del barrio Vial de esta capital provincial, donde también resultó herido un niño de 4 años, nieto de la mujer asesinada. Otros dos hijos de la víctima, que estaban en la casa, lograron escapar con vida, mientras que una empleada doméstica se escondió en unos de los dormitorios para no ser alcanzada por los disparos.

Héctor Rolando Audi, de 43 años, ingresó a la vivienda cuando la mujer y los chicos estaban almorzando y comenzó a efectuar disparos con una escopeta de caños superpuestos calibre 12, según el informe brindado por la Policía. Los disparos terminaron con la vida de Nancy Ruiz, 43 años; Micaela Belén Soraire, de 12, y Paula Stefanía Alvarez, de 6 meses, hija y nieta de la mujer asesinada, e hirieron a Francisco Javier Alvarez, 4 años, que recibió una perdigonada en el rostro, por el que fue intervenido quirúrgicamente en el Hospital de Niños. Los médicos informaron que el pequeño sufrió el desprendimiento de la mandíbula y su estado es gravísimo.

En tanto, Darío y Alberto Soraire, de 11 y de 7 años, lograron salvarse luego de saltar una tapia y esconderse en la casa de un vecino. Tras cometer el ataque, Audi se dirigió al fondo de la vivienda y suicidó disparándose con la misma arma.

Según los primeros informes, el colectivero mantuvo una relación sentimental con la mujer durante casi dos años y aunque no vivían juntos, en ocasiones él se quedaba a dormir en la casa del barrio Vial.


Comentarios


Asesinó a una familia a escopetazos y se mató