Ataron a un joven e intentaron quemarlo vivo

Fue en una chacra de Catriel. La víctima logró zafar y salir. La casa se quemó totalmente.



CATRIEL (ACA).- Un joven de 21 años fue asaltado y atado de pies y manos en la chacra que cuidaba, por un solo malviviente armado con un cuchillo. Luego de robar algunos elementos, lo ató a la cama y produjo varios focos de incendio dentro de la habitación, aunque la víctima logró zafar a tiempo de las ataduras y escapar antes de morir calcinado.

El relato de la víctima es lo único que hay hasta ahora, ya que la persona a la que sindicó como sospechosa fue investigada y se le allanó el domicilio pero no se encontró nada.

Según el relato del joven, el hecho se produjo mientras dormía, alrededor de las 7.30 del domingo en la chacra distante a unos dos kilómetros de la ciudad en dirección al río Colorado.

En ese momento, un encapuchado tiró la puerta abajo y lo amenazó con un cuchillo de 15 centímetros de hoja. Lo hizo pasar por una pequeña abertura a una habitación contigua donde había herramientas y monturas, obligándolo a guardar las cosas en bolsas para llevárselas, aunque sin violencia física.

"Una vez que terminé de juntar las cosas que se iba a llevar, me hizo acostar boca abajo en la cama. Me ató los pies y las manos con un cable y con otro pedazo sujetó esas ataduras a los espaldares de la cama. Luego me tapó la cabeza con una frazada. Yo no sabía que estaba haciendo, pero había iniciado varios fuegos. Cuando me di cuenta le dije: 'flaco, vos estás loco, apagá eso', pero él se burlaba. Después las llamas agarraron un pedazo de sábana que caía al piso y el fuego se acercaba a mí. Grité desesperado y él apagó sólo ese foco y se fue. Empecé a tironear hasta que cedió el cable que me sujetaba a la cama y salí a los saltos atado aún de pies y manos, entre las llamas. Antes de llegar a la puerta me caí, entonces opté por salir rodando", contó Luis Cerna.

En otro tramo de su relato, Cerna aseguró que una vez afuera siguió rodando por entre el pasto hasta cerca de una tranquera ubicada a unos 50 metros de la casa. "Yo tenía miedo que explotaran dos garrafas que había adentro, por eso seguí rodando. Cerca de la tranquera pude pararme y justo pasaba un hombre en moto. Le pedí ayuda y él avisó a la policía. Para esto ya eran como las 10.30 de la mañana", acotó.

Al referirse a sus sospechas -tal vez por el shock de la terrible experiencia- se vuelve contradictorio. Cuenta que conoció hace más de un año y medio a un joven en la ciudad al que visitó en su hogar varias veces. "Pero cuando me di cuenta que andaba en cosas malas dejé de ir y no lo vi nunca más, de esto hace un año y medio que no lo veo. Por la voz y la estatura, creo que fue él", apuntó. Pero más adelante, ante algunas preguntas, indicó que ese mismo joven de 18 años "un día -hace varios meses- pasaba por acá, me conoció y me pidió agua. Le invité a pasar, le di agua y le invité una hamburguesa que tenía. El estuvo, miró un poco y después se fue", dijo.

Cerna fue atendido en el hospital por las quemaduras y heridas leves que recibió. Actualmente está en la casa de sus padres, dado que la vivienda de la chacra quedó completamente quemada, al igual que sus pertenencias .


Comentarios


Ataron a un joven e intentaron quemarlo vivo