Balas y golpes en una ferretería



NEUQUÉN (AN).- Entraron armados y a cara descubierta, tras tirar unos disparos al aire y golpear al vendedor, escaparon con 500 pesos.

El hecho ocurrió el martes a las 16.30 en la ferretería Lauquen, ubicada en Ricchieri y Saturnino Torres. Allí, dos delincuente mayores de edad ingresaron al local empuñando armas de fuego y obligando al empleado que atendía y a un cliente a entregar todo.

Uno de los malviviente tomó de los pelos al cliente a quién le exigió el dinero, pero el hombre le explicó al delincuente que la plata que tenía ya se la había entregado al vendedor.

En ese momento, el otro de los ladrones golpeó al joven ferretero de 21 años quien se resistió a entregar la llave de su moto por lo que los delincuentes optaron por llevarse el dinero de la caja registradora y huir.

En total se llevaron unos 500 pesos y la fuga pedestre la emprendieron por calle Ricchieri con dirección a Confluencia.

Ayer la policía investigaba la identidad de los delincuentes mediante distintos reconocimientos y con el aporte de un testigo que desde afuera del local observó todo lo sucedido.

Si bien todavía no hay ningún detenido, se sospecha que los malvivientes provengan de la toma La Familia que está casi pegada a la ferretería asaltada.


Comentarios


Balas y golpes en una ferretería