Logo Rio Negro

Barack Obama: «Si pudiera ser algo, sería un buen padre»

El presidente de Estados Unidos se refiere a su experiencia como cabeza de familia en el primer día del padre de su mandato





  «Observo este día del padre no sólo como un padre agradecido de  estar en presencia de mis hijas, sino también como un hijo que creció  sin un padre en su vida. Lo mires por donde lo mires, me di cuenta de  la importancia de la paternidad a causa de su ausencia, tanto en mi  vida como en la de otros». Con estas palabras, Barack Obama hace un  paréntesis en sus tareas como líder de la mayor potencia del mundo en  época de crisis, para referirse, en la edición de ayer de la revista  Parade, a los padres del mundo y a su papel paternal en particular. Y es que ayer domingo se celebró en Estados Unidos y la mayoría de  los países el día del padre. Se trata de el primero que pasa Obama en  la presidencia, por lo que ha hecho coincidir la fecha con la  publicación de su propia autorreferencia como padre de Sasha, de ocho  años, y Malia, de 10. Continuando con su propia experiencia como hijo, Obama escribe:  «Comprendí que el vacío que un hombre deja cuando abandona sus  responsabilidades como padre no puede llenarse con un gobierno.  Podemos hacer todo lo posible para proporcionar buenos empleos,  buenos colegios y calles seguras para nuestros hijos, pero nunca será  suficiente como para llenar esa diferencia». Y añade: «Necesitamos que los padres se den cuenta de que su trabajo  no acaba con la concepción; lo que hace de vosotros un hombre no es  la habilidad de engendrar un hijo, sino el coraje de criarlo». El presidente de Estados Unidos, entonces, recurre a su propio mea  culpa. «Sé que no he sido un padre perfecto. Sé que he cometido  errores y he perdido la cuenta de todas las veces que una demanda de  trabajo me ha obligado a abandonar mis deberes como padre. Hubo  varios días durante la campaña electoral que sentí que mi familia  estaba a miles de kilómetros de mí y sabía que me estaba perdiendo  momentos de la vida de mis hijas que jamás recuperaré. Es una pérdida  que jamás llegaré a aceptar del todo». Y concluye: «Durante este día del padre recuerdo la promesa que le  hice a Malia el día en que nació: darle lo que yo nunca tuve; que si  pudiera ser algo en esta vida, sería ante todo un buen padre». (AP y El País)


Comentarios


Seguí Leyendo

Logo Rio Negro
Barack Obama: «Si pudiera ser algo, sería un buen padre»