Eligieron Bariloche para una Navidad fuera de casa

En la previa a la temporada de verano, el nivel de ocupación es alto, según datos oficiales. Cómo pasaron los turistas la Nochebuena lejos de sus hogares.

26 dic 2017 - 00:00

La intención de experimentar una Navidad distinta atrajo a Bariloche a numerosos turistas, que el domingo disfrutaron de cenas especiales en sus hoteles o en algún restaurante y ayer salieron a recorrer la ciudad con la idea de descubrir cómo es éso de pasar las fiestas lejos de casa.

No sólo hay en la ciudad grupos estudiantiles, que recibieron el 25 en las discotecas, sino también mucho turismo individual, del país y del exterior, decididos a aprovechar las tarifas con descuentos que desaparecerán en temporada alta, a partir de la próxima semana.

El secretario de Turismo municipal, Gastón Burlón, dijo que la ocupación promedio en hotelería, hostels y cabañas era ayer del 70%.

Una familia procedente de Florencio Varela (Buenos Aires) salió a pasear al mediodía por la renovada calle Mitre, dijo haberlo pasado una linda Nochebuena y valoró que en Bariloche “no se le preste atención a la pirotecnia”. Eduardo Noguera, su esposa Liliana y su hija Katherine no conocían la ciudad y aseguraron que también fue la primera vez que pasan la Navidad fuera del hogar.

Dos amigas mexicanas Sandra Rodríguez Flores (de Cuernavaca) y Eli Rodríguez (del Distrito Federal) están en la Argentina por un intercambio y eligieron pasar la Navidad en Bariloche. Admitieron que les costó encontrar restaurante en la noche del 24 porque no tenían reserva, “muchos estaban cerrados” y el resto no tenían lugar.

Según las jóvenes, Bariloche “es muy atractivo”, pero esperaban encontrar más ornamentos navideños, dado que en su país “para esta fecha las casas y los comercios suelen estar superdecorados”.

Algo parecido dijeron sus connacionales Ambrosio Malvaes y Virginia Valdés. Luego de desandar la Mitre y mirar vidrieras a la hora del almuerzo, contaron que en otros años pasaron la Navidad en otras partes del mundo y Bariloche les pareció la ciudad menos festiva. “Es increíble como adornan todo en Nueva York y también en Europa, en Italia. Hemos estado en París para la Navidad y es una hermosura”, aseguró Virginia.

La oficina de atención al turista ayer permaneció cerrada y la gran mayoría de los locales de Mitre también. Sólo una de las chocolaterías y algunos bares y confiterías abrieron sus puertas.

En el Centro Cívico la gente recorría cada rincón para sacarse fotos con los edificios característicos y con el carro de Papá Noel tirado por renos, que el municipio colocó en el centro de la plaza.

Entre quienes cumplieron con ese ritual estuvo Valeria Esquivel, acompañada de su esposo y sus dos hijos de 8 y 13 años. La familia domiciliada en Hurlingham (Buenos Aires) cenó allí con sus familiares el 24 y ayer por la mañana tomó un vuelo a Bariloche, donde se quedarán una semana.

Con agenda relajada, Rosana Martínez y Sandra López (llegaron en auto desde Rawson) pasearon por el centro con la idea de comprar regalos y chocolate. Dijeron que el clima fresco no las sorprendió y tampoco el viento constante, ya que también es habitual en su ciudad.

Los visitantes extranjeros se sorprendieron de la falta de decoración navideña en las calles y los comercios de la ciudad.
Bariloche

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

TAGS.

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.