Bruselas suspendió ayuda

La Comisión Europea anunció esta semana la suspensión de las ayudas de 125 millones para financiar la retirada del mercado y la distribución gratuita de las frutas y hortalizas afectadas por el veto de Rusia a una serie de productos alimentarios occidentales. El motivo de esta decisión es que el ejecutivo comunitario tiene dudas acerca de las cifras proporcionadas por algunos países.

El portavoz comunitario de Agricultura, Roger Waite, ha afirmado que “la Comisión suspende las medidas de emergencia para las frutas y hortalizas perecederas (después de reclamaciones cuestionables) y ahora está tratando de diseñar un plan más específico”. Y ha añadido que las peticiones de algunos países superan la media anual de exportaciones de la Unión Europea. El órgano de gobierno de la UE “tiene serias dudas de que las cifras presentadas por Polonia sean realistas y ha pedido reiteradamente a las autoridades polacas que verifiquen tales valores”. En cuanto a la medida, anunciada el 18 de agosto y formalizada el 29 de ese mismo mes, Waite señaló que “ha habido un fuerte interés del sector de las manzanas y las peras, pero había que tomar medidas debido al aumento desproporcionado de las peticiones”.


Comentarios


Bruselas suspendió ayuda