Burgos ratificó que no iba a prestar su voto al oficialismo

Era el hombre clave que necesitaba el partido provincial.

NEUQUEN (AN).- "Nuestro voto al proyecto iba a ser y es negativo". El convencional radical quiroguista Néstor Burgos convocó a primera hora de la tarde a una conferencia de prensa en su despacho para clausurar las especulaciones sobre su voto en la comisión de régimen económico.

Sobre el radicalismo, aliado en los principales temas del Movimiento Popular Neuquino, estaban puestas todas las miradas de los convencionales de la oposición. Burgos integraba la comisión que tenía que definir los cambios sobre los artículos 228 y 229 y había prometido un extenso discurso contra todos los partidos que apoyaron, en el gobierno menemista, la privatización de YPF. No lo dijo pero se supone que iba a castigar al PJ y al MPN.

Burgos llegó a la puerta donde se reúnen las comisiones pasadas las 14. Tenía debajo de su brazo una carpeta con apuntes y algunos libros. El día anterior había prometido hacer un discurso sobre la historia de los hidrocarburos y repartir críticas contra los que apoyaron la privatización de YPF. Finalmente no pudo hacerlo porque el MPN decidió quitarle quórum a la comisión por "falta de seguridad" en el Concejo.

Pero en cambio, y a propuesta del operador de los radicales quiroguistas, el diputado Marcelo Inaudi, Burgos y Prieto decidieron improvisar una conferencia de prensa. Allí Burgos ratificó que no iba a votar el despacho del MPN, con lo cual estaba confirmando uno de los motivos por los cuales el oficialismo clausuraba la etapa de debate en comisión.

Burgos dijo que no es la reforma la que tiene olor a petróleo, sino la provincia.

Cuando lo mencionó parecía que iba a formular una denuncia, pero a continuación agregó lo que ya se sabe: que Neuquén es una provincia con petróleo y d allí su conclusión de que tiene olor a petróleo.

En un tramo de la rueda de prensa, Burgos extrajo un párrafo de un discurso que pronunció Oscar Massei, en 1997, cuando era diputado provincial, en el tratamiento de la transferencia del yacimiento El Mangrullo al sector privado.

En la ocasión, Massei dijo que los artículos 229 y 230 de la Constitución eran "letra muerta".

Con esta cita, Burgos intentó demostrar que hasta Massei estaría de acuerdo con cambiar al menos el artículo 229 de la Constitución provincial.

En la ocasión, Prieto también habló y entre otras cosas dijo que su proyecto sobre los mapuches había sido aprobado y estaba listo para ir al plenario. Sin embargo horas después dijo que lo retiró junto con el MPN, que lo había apoyado.

Burgos y Prieto, dos convencionales que responden al intendente Horacio Quiroga, son los árbitros de esta Convención. Ayer Prieto dijo que estaban en medio del Movimiento Popular Neuquino y del Movimiento de Odio y Rencor (así define a la oposición).

Opinó que la UCR está encarada de poner "racionalidad" al debate de la Convención y finalmente hizo un breve pero contundente discurso de campaña política a favor de la candidatura a gobernador de Horacio Quiroga para 2007.

Notas asociadas: El MPN se quedó sin imponer la reforma del régimen económico  


Comentarios


Burgos ratificó que no iba a prestar su voto al oficialismo