Bush firmó el murofronterizo pensando en las urnas

Aprobó la iniciativa que prevé bloquear 1.200 kilómetros de frontera con México. La oposición criticó que no prevea fondos ni plantee una reforma migratoria integral.



#

El presidente Bush celebró junto al Partido Republicano la medida, considerada un mensaje a los votantes conservadores más "duros" .

WASHINGTON (AFP) – El presidente estadounidense, George W. Bush, firmó ayer la ley que permite construir un muro doble en 1.200 kilómetros del límite sur con México, que según aseguró, hará “más seguras las fronteras” de Estados Unidos , con la esperanza de que esta possición dura contra la inmigración mejore la alicaída situación de los candidatos republicanos. La reacción mexicana no se hizo esperar, y el gobierno de Vicente Fox calificó a la iniciativa como “una vergüenza para Estados Unidos'' y consideró que será “inútil''.

“Esta ley hará nuestras fronteras más seguras”, dijo el mandatario norteamericano segundos antes de firmar el texto que le envió el Congreso, flanqueado por el vicepresidente Dick Cheney y varios miembros de su gabinete en la Casa Blanca.

“Tenemos la responsabilidad de proteger nuestras fronteras”, añadió Bush, quien reiteró su pedido al Congreso de buscar la aprobación de un programa de permisos temporales de trabajo para trabajadores que busquen inmigrar a Estados Unidos.

“Debemos reducir presión en nuestras fronteras creando un programa temporal de trabajo”, sostuvo. “Somos una nación de inmigrantes, (pero) somos una nación de ley”, reiteró Bush, al tiempo que destacó que su gobierno trata de modernizar los mecanismos de seguridad en el sur, proveyendo a las patrullas fronterizas nueva tecnología.

El mandatario puso así en vigor, a menos de dos semanas de las elecciones legislativas de medio término en Estados Unidos el 7 de noviembre, una ley que contiene la única disposición migratoria que sobrevivió en el Congreso al fracaso de un proyecto de reforma que opuso al oficialismo republicano y a la oposición demócrata este año.

El líder de la minoría demócrata en el Senado estadounidense, Harry Reid, sostuvo que “al firmar este proyecto de ley hoy, el presidente Bush ha admitido la derrota en sus intentos de convencer a su Congreso, controlado por los republicanos, de aprobar la reforma integral de inmigración que el presidente supuestamente quería”

Bush había autorizado a inicios de octubre un presupuesto de 1.200 millones de dólares para la construcción, que según expertos y políticos está muy lejos de los 6.000 a 8.000 millones de dólares que demandará la obra. El 53% de los estadounidenses se opone al muro, mientras el 45% respalda ese proyecto, según una encuesta para CNN.

La iniciativa fue rechazada desde el principio por México y varios países de América Central y del Sur, que han calificado desde “errónea” a “lamentable” la medida. Según la Patrulla Fronteriza estadounidense, 475 personas murieron entre octubre de 2004 y setiembre de 2005 intentando cruzar la frontera clandestinamente, y en este año, el número de decesos supera los 220.


Comentarios


Bush firmó el murofronterizo pensando en las urnas