Catriel se hizo fuerte y quedó como único líder

Le ganó a Unión Alem Progresista y si supera el domingo a San Martín será el campeón.

Raúl Guiñez domina el balón ante la atenta mirada de Amorone.
¡Catriel solo nomás! Fue el grito de ayer en la cancha de los 'petroleros' ni bien se pitó el final. Le ganó a Unión por 1 a 0 en un partido difícil, complicado y que tuvo un resultado incierto hasta el último minuto. Si el equipo que conduce Hermes Méndez, le gana el domingo a San Martín, será el campeón.

El ahora único líder apenas comenzado avisó a través de un tiro de Quinteros y fue una muestra de que saldría a buscar los tres puntos sin condicionamientos. Con el manejo del balón por parte de Jesús Quinteros el local era más que Unión, que se veía avasallado por el despliegue del medio campo 'petrolero». A los 20' llegaría el único gol. Zapata robó el balón, cedió a Quinteros y su centro atrás encontró la cabeza de Goinnex para marcar la apertura. Catriel siguió marcando el ritmo pero a los 30' casi empata Unión cuando Salamanca lo perdió ante Castillo.

En el complemento, Unión salió con todo. El local se paraba de contra y esperaba. Todo se volvió confuso, con ganas y mucho nervio, pero sin ideas. Sobre el final lo tuvo Unión: centro de Salamanca desde la derecha, en la trayectoria cabeceó Iglesias y la pelota tras dar en el poste, volvió al campo y Engraff cabeceó alto. No hubo tiempo para más y Catriel festejó y está a un tris de la vuelta olímpica.

Argentinos «arañó» un empate

CIPOLLETTI (AC).- En un pobre partido, Argentinos del Norte sacó un punto de Cipolletti y aunque dejó el liderazgo, sigue en carrera por el título.

El equipo «carcelero» llegó como uno de los tres punteros pero no pudo contra el complicado Cipolletti, que no se benefició con el empate (0-0) porque quedó al margen de la pelea por el título.

En el primer tiempo ninguno de los dos equipos generaron peligro en el arco de enfrente. La primera llegada de peligro fue a los 40 cuando Juan Sosa conectó de cabeza un tiro de esquina. La pelota pasó a cinco metros. Los minutos corrían y los arqueros seguían siendo los mejores espectadores.

En la etapa final no cambió nada. El partido seguía siendo muy trabado en el medio y el fútbol era el gran ausente.

Cuando promediaba el segundo tiempo los locales empezaron a jugar más por el lado de Mariano Figueroa, que encontró espacios por la zona derecha del mediocampo y fue el que sacó al partido de un largo letargo. A partir de ahí el encuentro se animó y ambos equipos comenzaron a llegar con peligro, pero la gran actuación de los arqueros impidió que se abriera el marcador.

A los 30 Figueroa encaró por la derecha, dejó en el camino un par de defensores y cuando le salió el arquero la tocó a un costado y la pelota se fue apenas afuera. Enseguida respondió Argentinos con un remate de Elvio López que fue atajado por Ferreyra. Lo mejor del partido se vio en los últimos 15 minutos cuando los dos equipos se lanzaron con todo al ataque y se generaron muchos espacios, pero los delanteros no estuvieron precisos.

Roca arrancó con todo, pero se quedó y le igualó Pillmatún

Si Deportivo Roca tenía alguna aunque muy remota chance de terciar en la lucha por la punta -hasta antes de jugar ayer, los números le daban pie a ello, ya que tiene un encuentro aún pendiente-, el empate frente a Pillmatún tornó estéril todo.

Fue 1 a 1 en el reducto naranja en un partido de tono discreto, que formó parte del resto de la cartelera de la décima fecha del Clausura.

Pintaba para goleada. Iban cinco minutos y el local ya había abierto el tanteador por intermedio de Cristian Medina. Pero todo fue un espejismo. Aflojó el nivel, se agrandó Pillmatún y antes del descanso llegó el empate por un penal que concretó José San Martín, de buena tarea.

En su casa, Alto Valle se repuso a tiempo de la tempranera desventaja -gol de Pizzio a los 11 minutos- para emparejar no sólo en juego, sino en el resultado, que volcaría luego a su favor en el complemento, poniendo entonces justicia.

En el choque entre «pobres», San Pablo tuvo el segundo festejo en el torneo. Y valió la pena, porque fue nada menos que por 4 a 1, con una tripleta de Adrián Moliné en una actuación personal que es para ponerla en un cuadro.

En su cancha y con el último aliento Experimental logró vencer 2 a 1 a San Martín en un partido aburrido jugado entre dos equipos que no tienen ninguna ambición en el presente campeonato. El «Expe» se puso en ventaja a través de Roberto Muñoz luego de una buena jugada colectiva. Ya en la segunda parte y en la agonía del encuentro, Julio González de emboquillada puso el partido 1 a 1. Parecía resultado sentenciado pero apareció Gustavo Soto el gran goleador de Experimental ya con el tiempo cumplido para tocar suave tras un rebote.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora