"Cementerio central de Neuquén: ¿albergue transitorio?"




Esta nota surge de la aplicación de la ordenanza municipal Nº 10.407 (reglamentación s/ decreto Nº 531/08), de la cual fui víctima el pasado 2-06-08, en donde mediante cédula de notificación s/plazo de arrendamiento vencido, se me notificó que contaba con 3 (tres) días para decidir el retiro de los restos de mi padre, que descansan en un nicho hace 18 años junto a los de una hermana fallecida hace 61 años, dado que el plazo de arrendamiento se hallaba vencido a partir del 21-02-1977.

Al presentarme a la hora de haber recibido la notificación fui recibido por el sr. José Luis Lampa, director de Cementerios, el cual no me dio muchas alternativas para solucionar el problema. "Los restos de Cristina Amalia Zingoni: fallecida en 1947 y de Emilio Zingoni: fallecido en 1990, debían ser retirados dado que el "arrendamiento" había vencido. Para tomar una decisión sobre qué hacer con los restos de mis familiares me daban un plazo de 3 (tres) días.

Paso a publicar mi contestación por nota recibida y firmada por el director José Luis Lampa incapaz de contener la angustia de un ladrillo.

"Cumplo en comunicarle que: referente a su nota fecha 30 de mayo de 2008 "Ref: nicho común Nº-C-256-3º fila-Contrato Nº 406-1 Cuenta Nº 406 donde se me notifica que:

a) El plazo de arrendamiento se halla vencido a partir del 21-02-1977:

1- En este caso se equivocaron de domicilio de notificación dado que el responsable de este nicho se encuentra en el mismo desde el 29-04-1990, que si contamos treinta años atrás (año 1947) el abajo firmante tenía 2 años y si no me equivoco Ud. no había nacido. Aunque llevo con orgullo el mismo nombre que mi padre, Ud. constatará que el Nº de documento es diferente. Dado que mi padre falleció en el año 1990, según el artículo 34 de la ordenanza 10.407 (reglamentación s/decreto Nº 531/08), tengo el derecho (que Ud. no me otorga) a renovar el arrendamiento hasta un máximo de 12 años más a partir de la fecha, salvo que a Emilio Zingoni se lo considere un "inquilino intruso" por ocupar con sus restos un nicho con contrato vencido.

2- Cuando sepultamos a Emilio Zingoni en lo que, según me entero hace 24 hs., era su "última morada transitoria " nadie me alertó sobre futuras ordenanzas y Ud. hoy me otorga con benevolencia un plazo de tres días para que decida qué hacer con los restos de mi padre.

3- Ante el fallecimiento de mi padre: Emilio Zingoni me hice cargo de los pagos de Derecho de Cementerio con rigurosa puntualidad para que sus familiares tuvieran un lugar donde venerar su memoria y hoy Ud. en cumplimiento de una ordenanza me intima a trasladar los restos, cremarlos o la introducción a nicho cinerario, que según la ordenanza es renovable indefinidamente (hasta que otra ordenanza diga lo contrario) y nuevamente tengamos que buscar otra última morada: ¿transitoria también? ¿no le resulta indecente jugar con nuestros muertos que no pueden defenderse?

4- Pregunto:¿Con todos los fallecidos están aplicando la misma ordenanza o hay hijos y entenados? Porque si con todos han hecho lo mismo piensen que están destruyendo el patrimonio histórico de nuestra ciudad al deshacerse de los restos de los primeros pobladores. Si no es así: ¿Qué mal ha hecho mi padre para merecer este trato?

b) Los restos se hallan a mi disposición:

1-Para decidir qué hacer con los restos me pregunté que le hubiera gustado a mi padre. Él no hubiera querido dejar su "osamenta" en un lugar donde un grupo de seudo neuquinos que no pudieron manejar su vida manejen su muerte. Que sepan que el lugar que lo vio nacer en 1912, que lo vio luchar por el bienestar de su sociedad en forma silenciosa y tenaz, no le dé un metro de tierra para que pueda descansar en paz.

2- Es por ello y por el respeto a la memoria de Emilio Zingoni que solicito los restos cremados de él y de su hija Cristina Amalia Zingoni de la forma más austera posible para que realmente puedan descansar en paz y por siempre en una definitiva y última morada lejos de las ordenanzas y reglamentaciones s/decretos.

P/D: Ruego sepa disculparme si no me despido atte. pero ante su actitud no me nace hacerlo.

Neuquinos: sé que nuestra familia no es la única que ha recibido esta notificación de ordenanza creada por algún funcionario de turno sin historia que llegó a buscar su futuro y pretende que nuestra ciudad pierda su identidad, cuando debería rendir homenaje a quienes permitieron con su esfuerzo y sacrificio crear las bases para que él fuera aceptado. No se queden callados, no cedan sus derechos.

 

Emilio Fernando Zingoni

LE 7.573.990

Neuquén


Comentarios


"Cementerio central de Neuquén: ¿albergue transitorio?"