Cerca de 100 intoxicados por monóxido en Neuquén

La cifra corresponde a los casos registrados en lo que va del año en la capital provincial, aunque no todos fueron fatales. Advierten sobre la necesidad de extremar las precauciones.



#

Recordaron que “cualquier fuente de calor genera monóxido”.

Archivo

NEUQUÉN (AN).- La coordinadora del Sistema Integrado de Emergencias de Neuquén, Luciana Ortiz Luna, advirtió que en lo que va del año ya se registraron cerca de 100 casos de intoxicaciones con monóxido de carbono que si bien no llegaron a ser fatales, podrían haberlo sido.

Ortiz Luna explicó ayer que desde la dirección de Bomberos de la policía se inició hace dos semanas una campaña de prevención al respecto de la cual participan además personal de Salud Pública, y del SIEN. Y detalló que “en este momento se está yendo a los barrios, puerta a puerta, visitando los domicilios para detectar los potenciales riesgos que haya en los hogares”.

La titular de Emergencias Sanitarias destacó en declaraciones radiales que “hasta hace un mes contabilizamos más de 70 casos de intoxicaciones con monóxido y estoy segura de que hay 20 ó 30 casos más que todavía no han sido reportados en Epidemiología, pero es impresionante la cantidad de casos de intoxicación por monóxido”.

Ortiz Luna aseguró que “son muchísimos más casos que la gripe y muchísimo más peligrosos que la gripe. Así que estamos con este enemigo que nos está esperando para que seamos sus presas y lo estamos subestimando”.

Indicó que “el monóxido no respeta clases sociales. Hemos tenido hace un mes una familia intoxicada en un barrio privado por una caldera”. Recordó que “cualquier fuente de calor genera monóxido, sea eléctrica, por fuego o por calderas. Lo importante es que ese ambiente esté ventilado, tiene que tener una vía de ingreso de aire y una vía de egreso”.

Tras indicar que sólo 20 minutos son necesarios para que alguien tenga una intoxicación, recordó que los síntomas afectan a los animales domésticos y en las personas generan dolor de cabeza, mareo, náuseas, vómitos, un cuadro gripal, diarrea, hasta coma y muerte.

Y destacó que “lo primero que tiene que hacer es salir y tratar de pedir ayuda, llamar al 107, porque si tratan de abrir las ventanas pueden desmayarse sin que nadie se entere”.


Comentarios


Cerca de 100 intoxicados por monóxido en Neuquén