“Cianuro vs. agua”



La sola mención de uno y otro elemento es por demás capciosa. ¿Quién no escuchó hablar alguna vez del cianuro como un elemento que mata y quién no distingue el agua como un elemento puro, sinónimo de vida? Nuestros políticos nos quieren hacer creer que en la provincia de Río Negro la minería a cielo abierto es una de las mejores opciones para dar mayor impulso a la economía, que existen cientos de personas preparadas para trabajar en este sistema, que las regalías del oro son muy importantes y que este tipo de emprendimientos ¡no contamina! A veces uno se pone a pensar si tiene cara de estúpido. Pero, más allá de la afrenta que significa que nos traten de estúpidos aquellos a quienes les dimos el voto para que gobernaran para nosotros y no para una minera, hay dando vuelta ideas que pueden suplir las “monumentales y mentirosas ganancias y ventajas sociales” que nos proponen a través del oro, ya que según ellos de eso se trata… el medioambiente que lo cuide Magoya (personaje traído del lunfardo y usado cuando nadie se quiere hacer cargo de algo: se lo endilgan a Magoya). Una idea: con toda el agua necesaria para llevar a cabo un proyecto minero a cielo abierto con uso de cianuro se puede realizar riego controlado con acequias y regar zonas que hoy tienen necesidad de agua para llevar a cabo proyectos de cría intensiva de animales (ovejas, cabras, vacunos), pasturas y la implementación de cultivos intensivos. Y si a todo esto se agrega un proyecto que pueda aportar valor agregado (mano de obra) y exportar carne de oveja y de cabra congelada o enlatada, alimentos naturales, cueros tratados, hilados, etcétera, esto sería más provechoso que la minería a cielo abierto. Impositivamente hablando es ventajoso para el gobierno provincial o nacional, requiere de mano de obra local, son proyectos amigables con el medioambiente y sustentables en lo económico; se trata de producir alimentos, que es lo que el mundo necesita. Creo que de esto tendríamos que estar hablando y no del oro y del cianuro. Y, quienes se dicen peronistas, lean por favor el discurso de Perón del 72 con respecto al medioambiente. Por favor, señores gobernantes, bien saben que de cada 100 personas que protestan contra la minería al menos 30 los votaron a ustedes, al FpV, y los tratan como subversivos ecológicos y los reprimen a todos en todo el país. ¡Qué vergüenza! Pregunta final: ¿tanto dinero reparten las mineras para que nos traicionen de esta manera? ¿O es sólo un mal comentario que anda rondando por allí? Estas protestas van a parar cuando ustedes decidan dejar de apoyar este tipo de emprendimientos. Mientras tanto, y aunque ustedes se dediquen a sacar en los medios a un dudoso minero que apoya estas locuras, nosotros cada vez somos más, más y más. Jorge L. Fernández Avello DNI 12.862.056 Bariloche

Jorge L. Fernández Avello DNI 12.862.056 Bariloche


Comentarios


“Cianuro vs. agua”