Ciencia reproductiva argentina

Científicos argentinos lograron avances notables con óvulos de yegua. Los resultados se expondrán en Italia este año.



La investigación científica y su aplicación a la producción, son esenciales en el desarrollo económico, en tanto permiten mejoras notorias en la productividad.
Investigadores de la Facultad de Ingeniería y Ciencias Agrarias de la UCA y el CONICET lograron criopreservar óvulos de yeguas para luego fecundarlos in vitro. En las especies mamíferas, la preservación de la genética de la hembra mediante la criopreservación del óvulo (u ovocito) es compleja ya que el gran volumen de esta célula resulta en la formación de cristales de hielo letales durante el congelamiento. Por este motivo, es necesario utilizar una técnica ultra-rápida denominada vitrificación, mediante la cual se alcanza una estabilización de la célula en estado “vítreo” sin hielo, permitiendo su conservación en nitrógeno líquido a -196 grados Celsius por tiempo indefinido.

La ciencia aplicada a la producción, genera un salto de productividad que mas tarde abre las puertas para el crecimiento económico del país.


La conservación del óvulo de la yegua es de suma importancia ya que permite preservar la genética de yeguas superiores, programar los cruzamientos, flexibilizar la producción de embriones in vitro, rescatar la genética de yeguas que mueren inesperadamente para su cruzamiento y también posibilita la conservación de équidos en riesgo de extinción.
El estudio fue desarrollado por la Dra. Marina Sansiñena (UCA-Conicet), Gabriel Clérico (becario UCA-Conicet) y Guillermo Taminelli (docente investigador UCA), y se presentará en el International Symposium On Equine Repreoduction que se realizará del 3 al 5 julio en Pisa, Italia.
“Hemos alcanzado buenos resultados, logrando tasas de preñez de superiores al 65% para los embriones ICSI control y 16% para embriones de ovocitos vitrificados”, indica la Dra. Marina Sansiñena. “Si bien consideramos que establecer estas preñeces representa un gran avance en el sentido correcto, no podemos dejar de considerar esta técnica aún en su etapa experimental. A corto plazo esperamos lograr estos resultados con ovocitos aspirados de yeguas donantes, mejorar las tasas de embriones y preñez, y evaluar el estado sanitario de los animales nacidos”, afirma.


Comentarios


Ciencia reproductiva argentina