Cipolletti: docentes denuncian que el Estado abandona a los presos

Los que dictan clases en la cárcel de Cipolletti iniciaron retención de servicios. | <b>VIDEO</b>: “Todo se cura con un aspirina o un ibuprofeno”, aseguran.



#

Las docentes cumplirán horario, pero no dictarán clases mientras el tema no se resuelva (Foto Laura Frank)

REGIONALES

Los docentes del CENS 15 que dictan clases en la cárcel de Cipolletti iniciaron una retención de servicios por la situación en la que se encuentran los presos.

Sostuvieron que no hay atención sanitaria, que muchos tienen enfermedades crónicas y no les suministran la medicación, que todo se cura con una “aspirina” y que hubo un “desmanejo” de la información respecto a la tuberculosis que no fue.

Ayer, los profesores que trabajan en el programa de “Educación en contexto de encierro” se reunieron en la supervisión y llevaron los reclamos al Consejo Provincial de Educación (CPE). Les preocupa la falta de atención que padecen los internos y denunciaron el “estado de abandono” en el que se encuentran esas personas.

Contaron que el año pasado muchos presos se contagiaron de sarna por la falta de higiene y que combatieron la enfermedad con los programas sanitarios del Ministerio de Educación porque el Servicio Penitenciario Provincial (SPP) “nada hace por la salud de los internos”.

Entre otras irregularidades mencionaron que el fin de semana un condenado se cortó los brazos y terminó atendido por policías porque en la cárcel del paraje El Treinta no hay médicos ni enfermeros.

“Todo se soluciona con una aspirina o un ibuprofeno”, dijo uno de los docentes. Indicaron que hay detenidos con enfermedades crónicas que no reciben tratamiento. “A veces toman los medicamentos que les acercan sus familiares, cuando pueden comprarlos”, sostuvieron.

Ante esta situación, los profesores decidieron suspender las clases en el penal. Van a cumplir horario en la supervisión o en el colegio nocturno. “La gente mira para otro lado y no les importa la salud de los presos, pero si ellos se enferman nos contagian a nosotros, que también somos los maestros de sus hijos”, dijo una docente.

“Desmanejo” .- Los profesionales también denunciaron “desmanejo” de la información respecto al foco de tuberculosis. Primero circuló una información periodística y después las autoridades del penal salieron a desmentir el brote. “Desconocemos cuál fue el equipo médico que descartó la enfermedad porque en el penal no hay profesionales de la salud. Y los docentes quedamos en el medio de toda esta situación”, se quejaron. | Agencia Cipolletti |

“Todo se cura con un aspirina o un ibuprofeno”, aseguran

1uqvSlp-M2g


Comentarios


Cipolletti: docentes denuncian que el Estado abandona a los presos