Cipolletti: toman declaraciones por presuntos casos de mala praxis 30-10-03

CIPOLLETTI (AC).- La jueza María del Carmen García García ya empezó a tomar declaraciones en una de las dos causas de presunta mala praxis que involucran al hospital de Cipolletti. Por ahora no citó al personal del nosocomio. La magistrada quiere reunir primero todos los elementos para determinar quién puede servirle como testigo y quién deberá declarar como imputado.

Dos hechos revolucionaron al hospital recientemente. El primero, fue por la denuncia que radicó el papá de un nene de dos años, que el 3 de octubre ingresó al nosocomio con una quemadura de primer grado y quedó en estado de coma. La sospecha de la familia es que le habrían suministrado una sobredosis de morfina. El chiquito actualmente está muy grave, internado en Neuquén.

El otro caso ocurrió unos días después. Una mujer de 27 años a quien le habían diagnosticado angina y que fue internada en observación sólo porque tenía temperatura, murió en 24 horas. Presumen que le habrían dado una medicación equivocada. En este hecho el denunciante es el marido de Amalia Urra, la mujer fallecida.

Los dos episodios se investigan en el Juzgado de Instrucción 21 de Cipolletti. García García ya secuestró la documentación que había en el hospital de los dos casos y también se apoderó de un recipiente que contenía la morfina que le dieron al chiquito. Además realizó algunos pedidos de informes en los lugares donde estuvo internado el nene después del hospital (primero fue a un sanatorio de Roca y luego a una clínica de Neuquén).

En esta primera causa la magistrada comenzó a tomar testimoniales, pero por ahora sólo a familiares.

Como los profesionales médicos están amparados por el artículo 228 del Código Procesal Penal y pueden abstenerse a declarar, la jueza tiene que evaluar a quién liberará del deber de guardar secreto para que aporte su testimonio. García García espera a reunir la mayor cantidad de elementos de prueba posibles -testimoniales, pericias, historia clínica, disposiciones médicas y demás documentación del hospital- para iniciar luego las declaraciones con el personal hospitalario.

En el expediente que se abrió por la mujer fallecida, García García aguarda el informe detallado de la autopsia, que se practicó horas después del deceso de la paciente. Hasta ahora sólo se maneja con datos parciales, que indican que se habrían detectado "varias e importantes complicaciones orgánicas" en el cuerpo de la paciente.


Comentarios


Cipolletti: toman declaraciones por presuntos casos de mala praxis 30-10-03