CIPOLLETTI: Una laguna propia

Los comerciantes ubicados sobre la colectora, en el tramo que va desde la rotonda de la Ruta 22 hasta el ingreso por Toschi, están cansados de la enorme laguna que tienen frente a sus comercios. Cada vez que llueve tienen que soportar el charco durante largas semanas hasta que el agua escurre completamente. Si bien reconocieron que a veces el municipio envía un camión para desagotar parte del líquido, dijeron que es necesario realizar una obra que permita el drenaje. En verano es, además, un foco de infección, aclararon.


Comentarios


CIPOLLETTI: Una laguna propia