Pagar para estacionar aún genera quejas en Cipolletti

Los frentistas hacen reclamos, los comerciantes piden cambios y hasta en la biblioteca tienen motivos para quejarse.

25 mar 2018 - 00:00

A poco de alcanzar los dos meses de estacionamiento medido en Cipolletti, el comportamiento de los automovilistas se modificó y generó nuevos interrogantes y conflictos, y a su vez, viejos reclamos se esfumaron y quedaron resueltos. En una semana se achicará el horario, se restará un día y se ampliará el radio de cuadras en las que se cobra por dejar el vehículo. Opiniones encontradas y realidades diversas pintan un nuevo panorama.

Durante los últimos días se registraron varios reclamos de frentistas que exigen una solución para estacionar en la vereda de sus viviendas. Desde Seguridad Vial del municipio informaron que el canon de 500 pesos que deben abonar se aplica a un solo vehículo, por lo que las familias que dispongan de más rodados deberán pagar estacionamiento en el frente de sus casas por los excedentes.

El costo para estacionar progresa desde 12 pesos la primera hora, 15 la segunda y 18 pesos en adelante. Siguiendo esta cuenta, aquellos contribuyentes que pretendan dejar un auto extra por, al menos, 6 horas diarias, deberán abonar cerca de dos mil pesos mensuales, a lo que se suman los 500 pesos de canon por su otro vehículo.

El director de Seguridad Vial, Enrique Sales reconoció que para estos cipoleños “no hay ningún tipo de beneficio o descuento en ningún impuesto”.

Si bien aceptó que se presentaron reclamos, aseguró que a los vecinos “se les explica” y que finalmente “la gente termina entendiendo” acerca de los costos que implica el estacionamiento medido y pago en el frente de sus casas.

“Ahora ya no se ven autos dando vueltas para estacionar en el centro, se los ve en todas las zonas cercanas”, comentó un vecino que desde el mes entrante deberá pagar el canon, ya que el radio se ampliará hasta la calle Teniente Ibáñez y en el extremo norte, sobre la calle Libertad.

A estas complicaciones se agrega la insatisfacción de un grupo de comerciantes, que presentó un reclamo en el Ejecutivo para que el horario del estacionamiento pago sea reducido y para que se elimine los días sábados. El gobierno municipal tomó nota y resolvió que se cobrará hasta las 18, en lugar de hasta las 21, y que los sábados será sin cargo.

El martes pasado el mismo grupo de vecinos volvió a pedir que se baje el horario hasta las 14. Argumentaron que el colapso de la zona céntrica se da hasta ese horario debido a que los empleados de las instituciones públicas y los bancos dejan sus autos en el radio céntrico.

Además se oponen a la ampliación del área por no ser una “zona comercial”, e instaron a los vecinos a firmar en oposición a la nueva medida. Se sumarán 33 cuadras, y abarcará la calle Teniente Ibáñez, desde Mengelle hasta Libertad, que también será paga.

En cifras
74
son los frentistas que hasta ahora realizaron el trámite para estacionar frente a sus casas en la zona céntrica.
2.500
Los lugares habilitados para estacionar en el área donde se cobra por el servicio.
Los lugares más codiciados
En las calles Miguel Muñoz, España, Villegas y Belgrano, pasando Alem, a las 7:30 ya es casi imposible conseguir un lugar libre para estacionar. Se trata de la zona por ahora exenta del pago.
Por otro lado desde la biblioteca Bernardino Rivadavia expresaron su enojo porque el espacio verde contiguo al edificio desborda de vehículos. “Desde las 8 ya está lleno, a las chicas de la biblioteca no les queda lugar para estacionar”, reclamó el director, Franco Ávila. No se oponen a que el lugar sea usado para este fin, pero piden que al menos exista mantenimiento.

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.