Colegio de arquitectos



• Densificar el centro • Reconfigurar espacios públicos • Eliminar barrera social entre “el alto” y “el bajo”

Neuquén tiene que replantear su crecimiento y densificar el centro de la ciudad. El Colegio de Arquitectos plantea tres ejes fundamentales para hacerlo: perderle el miedo a los grandes edificios, explotar el Parque Central y reorganizar los comercios. La asociación estima que Neuquén es uno de los ejidos más chicos de la provincia, limitado por dos ríos y dos ciudades (Centenario y Plottier), por eso “tiene que densificar el centro de la ciudad”. Actualmente la localidad cuenta con todo tipo de servicios en la zona céntrica, pero está poco ocupada, y la periferia, en cambio, crece a un ritmo acelerado. Para lograr la concentración urbana, los especialistas aseguran que “hay que modificar los indicadores urbanísticos. Los edificios de altura tienen que dejar de ser una mala palabra, construir edificios es una forma de socializar el suelo. En el terreno donde antes vivía una familia, ahora pueden vivir 30”. Para Eduardo Matkovich, presidente de la institución, “Neuquén va a ser la ciudad del millón de habitantes, sin importar quien sea el gobernante de turno”. En concurrencia, Víctor Mariluan, otro referente del Colegio, explicó que ese crecimiento “va estar mediado por la reformulación del Plan Urbano Ambiental (PUA)”. En esta tarea participan varias entidades y fuerzas públicas de la ciudad, el Colegio de Arquitectos, el de Ingenieros, cooperativas, foros y la municipalidad. De los debates que allí surgen se está definiendo “para dónde va a crecer y con qué sistema”, comentó Mariluan. Neuquén es una ciudad de servicios y apunta a ser turística, pero para eso “faltaría reconfigurar los espacios públicos, para que sea más convocante”. Ambos, opinaron que el trabajo sobre estos lugares es muy importante, porque “son los que dan jerarquía y apropiación de la sociedad”. Dentro de la discusión, tomaron como punto de referencia el Parque Central, porque “es un atractivo fundamental como lugar de encuentro para el turista, el visitante y los mismos ciudadanos”. Desde lo comercial y económico, advirtieron que “la ciudad tiene una escala regional” y debe “asumirse como la capital comercial de 1.200.000 personas”, abarcando desde la localidad de Regina hasta Zapala. Los arquitectos afirman que “hay que eliminar la barrera social que existe entre el alto y el bajo”, para que la zona, “se convierta en un gran centro comercial abierto, que esté unificado por el Parque Central, y que compita con los grandes centros comerciales cerrados de la zona”. En conclusión, Matkovich comentó que “la ciudad va a seguir creciendo a ritmo acelerado, con o sin plan, entonces lo que nos toca a nosotros es pensar y guiar ese crecimiento de manera organizada”.

La localidad va a seguir creciendo, hay que pensar esa expansión de una manera organizada.

Centro comercial

Hay que integrar la ciudad, dicen los arquitectos.


Comentarios


Colegio de arquitectos