Con el “cuento del tío”, le robaron un millón y medio de pesos en Viedma

Pudieron confundirla con un supuesto cambio de billetes por la aparición de los de 200 y 500 pesos. En los últimos días hubo otros casos similares.




Un millón y medio de pesos. Ese sería el botín con el que se alzaron delincuentes con sólo hacer unos llamados telefónicos, confundir, haciéndose pasar por otras personas y terminar convenciendo a una mujer mayor de Viedma para que entregue todos sus ahorros. Se trata de uno de los mayores golpes del “cuento del tío” que se recuerden en la región.

Según fuentes vinculadas a la investigación, en este caso los estafadores se llevaron 93.500 dólares y otra importante suma en pesos que, en total, rondaría el millón y medio de pesos.

El “trámite” delictivo sólo demandó un par de horas a los delincuentes.

Bastaron unas pocas llamadas telefónicas y un trabajo de inteligencia previo por la información que habrían manejado los ladrones.

No se descarta que hayan actuado con la certeza que en ese domicilio se guardaba una importante suma de dinero. Un hombre de traje y portando un maletín llegó a la vivienda ubicada en la céntrica calle Alsina, llamó a la puerta y retiró la millonaria suma en una bolsa que simulaba contener insignificantes compras domésticas. Y así como llegó, se fue caminando, con paso tranquilo, por lo menos frente a la vivienda de la mujer, una profesional que se desempeñó durante muchos años en áreas contables.

De acuerdo a la información que este diario pudo reunir, el primer llamado se habría realizado pasado el mediodía y el dinero se retiró antes de las 15.

En la primera comunicación un hombre que quiso hacerse pasar por un sobrino de la mujer, le dijo que necesitaba realizar un trámite bancario.

La dueña de casa sospechó y se comunicó con su sobrino, quien le habría negado ser quien había llamado. A los pocos minutos otra voz en el teléfono se habría hecho pasar por un amigo de su hijo y finalmente una mujer que se presentó como familiar de un gerente bancario. Todos con el mismo mensaje: la conveniencia de entregar el dinero existente en casa por un cambio en la numeración de la serie y las inminentes modificaciones de billetes con la emisión de nuevos por 200 y 500 pesos.

Una última comunicación la advirtió de un cambio de planes y que un hombre pasaría por la vivienda a retirar el dinero.

Y así fue. Bien vestido y maletín en mano sólo llamó a la puerta. En segundos se apoderó un millón y medio de pesos, tal vez el resultado del esfuerzo familiar de toda una vida, y desapareció.

Un engaño que se repite en el tiempo

Desde la Policía y las fiscalías en Viedma se alertó a la población y en particular a las personas mayores que viven solas sobre las posibles estafas.

Ante este nuevo caso denunciado por una estafa telefónica en Viedma en la que desconocidos se apoderaron de una importante suma de dinero, el Ministerio Público Fiscal de la Primera Circunscripción reiteró las metodologías y recomendaciones, sobre todo para los mayores que habitualmente son persuadidos, a través de diferentes excusas, a entregar sus ahorros.

Las víctimas son interceptadas por teléfono y, en base a diferentes argumentos, se los impulsa a entregar el dinero que tienen en su domicilio. Les dicen que en un horario determinado, pasará un tercero a retirar el dinero por la casa, “por seguridad”.

Ante estos casos se solicitó a la población que indaguen acerca de quien realiza el llamado y que, de no tener real certeza de dicha identidad, no accedan ante ningún argumento a entregar dinero u objetos de valor.

Las denuncias por este tipo de hechos pueden realizarse al teléfono celular de la Fiscalía de Delitos contra el Patrimonio (02920) 15616598 o bien en la unidad policial más cercana.

Golpes certeros

A la mujer primero le dijeron que la llamaba un sobrino, luego un amigo del hijo y finalmente un empleado bancario. Así lograron “marearla” y estafarla.

Fiscalía de Delitos contra el Patrimonio

Datos

$ 290.000
se llevaron en el hecho anterior al del martes.
En Conesa robaron una
cifra similar.
7
denuncias por estafas o intentos de estafas se realizaron desde el 12 de enero a la fecha en la zona.
A la mujer primero le dijeron que la llamaba un sobrino, luego un amigo del hijo y finalmente un empleado bancario. Así lograron “marearla” y estafarla.
(02920) 15616598
A este número se puede llamar para realizar denuncias.

Comentarios


Con el “cuento del tío”, le robaron un millón y medio de pesos en Viedma