Con final feliz: lo rescataron tras caer a una grieta en el Tronador

El andinista sólo sufrió golpes. La clave de un operativo rápido y exitoso: el helicóptero. Recomendaciones para deportistas de montaña.



#

Por protocolo de prevención, el andinista fue inmovilizado y trasladado al hospital privado regional. Todo el tiempo estuvo consciente.

Bariloche

BARILOCHE (AB).- Un andinista que cayó en una grieta de hielo en el cerro Tronador, a más de 2.500 metros de altura, fue rescatado ayer con ayuda de un helicóptero en un rápido operativo del personal de Parques Nacionales y de la Comisión de Auxilio del Club Andino Bariloche.

Entre los rescatistas había una médica que le brindó las primeras atenciones, aunque el joven no sufrió ninguna lesión de gravedad más allá de una fuerte contusión en un hombro. La evacuación fue completada antes de las 13 y por precaución se lo trasladó al Hospital Privado Regional.

La víctima es de Buenos Aires, tiene 32 años y había comenzado en la madrugada de ayer junto a otro montañista el ascenso al Pico Argentino de Tronador (3.310 m.s.n.m.), en un itinerario que obliga a atravesar extensas superficies glaciarias. Los excursionistas no iban encordados, a pesar de que se trata de una medida básica de seguridad. Al parecer en un descuido uno de ellos se precipitó en una profunda grieta y quedó imposibilitado de salir por sus propios medios. Su compañero avisó de inmediato al refugio Otto Meiling, ubicado al pie de los ventisqueros, y desde allí se puso en marcha la operación de rescate.

Si bien no está disponible todo el año, la presencia en Bariloche de un helicóptero del Plan Nacional de Manejo del Fuego facilitó las cosas. De otro modo, la evacuación por tierra hubiera demandado toda la jornada.

La presidenta de la Comisión de Auxilio del CAB Diana Reboratti informó que el montañista cayó por la grieta unos 30 metros y para izarlo hubo que emplear un sistema de poleas. Como estaba consciente pudo asegurarse él mismo a la soga.

El accidente se produjo en el filo La Vieja y el helicóptero pudo descender en La Depresión, a unos 1.000 metros el lugar. Desde allí el grupo de auxilio se aproximó a pie. En total participaron siete personas a cargo del guía de alta montaña Federico Arletti. Por el Parque Nacional Nahuel Huapi la responsabilidad estuvo a cargo del jefe de la Zona Sur, Pablo Agnone.

El joven andinista contaba con equipo básico y se encontraba en buen estado, aunque por precaución fue inmovilizado y trasladado en una camilla especial. Cuando estuvo en la grieta había logrado comunicarse por radio y por teléfono satelital con el guardaparque de la seccional Pampa Linda, al pie del Tronador.

Reboratti dijo que ayer todo se vio facilitado por las condiciones “inmejorables” para el vuelo del helicóptero y señaló que la aeronave “es súper necesaria” en la región, dado que “a partir de ahora va a haber mucha gente en la montaña”.

Desde Parques confirmaron que hay dos helicópteros para control de fuego asentados en Bariloche desde el 5 de noviembre y que son “alquilados a Chile”.

El Club Andino y Parques recordaron que para transitar senderos y picadas, y más aún para ascender al Tronador, es obligatorio tramitar previamente el permiso de trekking y contar con el equipo adecuado.


Comentarios


Con final feliz: lo rescataron tras caer a una grieta en el Tronador