Con una compleja operación le reconstruyen parte del rostro

Un hombre de Viedma podrá ver normalmente luego de que le colocaran una placa para reacomodarle el ojo. El equipo de médicos debió realizar en total tres intervenciones. El joven había sido agredido y tenía hundido el globo ocular.



#

Molde en 3D. Con esta muestra se pudo elaborar la pieza necesaria para el ojo del afectado.

Un joven de esta ciudad, quien sufrió duros golpes en el rostro, podrá ahora hacer vida normal luego de una intervención quirúrgica de alta complejidad médica.

Antes de la última intervención habían tenido que realizarle dos operaciones, una de ellas para acomodarle un ojo. Días atrás se le colocó en forma exitosa una placa de reconstrucción facial para subsanar el hundimiento del globo ocular.

La operación estuvo a cargo del médico viedmense José Valla, especialista en cuello y cabeza, acompañado por el cirujano oral y maxilofacial, Carlos Ries Centeno.

La intervención se realizó en el sanatorio Austral y se extendió por tres horas y media.

El paciente de unos 35 años fue víctima de daños físicos en la vía pública dos años atrás.

Valla explicó a “Río Negro” la nueva técnica de esta tercera operación. Precisó que este joven presentaba “dificultades para la visión” y “en principio se le hizo una cirugía reconstructiva para sacarle el globo ocular (órgano de la vista) que estaba dentro del seno maxilar (hueso de la mandíbula superior)”.

Con el segundo procedimiento –apuntó– se colocó hueso de la región temporal para corregir el defecto pero “como no fue suficiente” se hizo una “Estereolitografía”. Se trata de un sistema de prototipo rápido por el cual se obtienen modelos sólidos en tres dimensiones, a través del procesamiento de datos obtenidos de la tomografía computarizada o la imagen por resonancia magnética. Esta técnica posee una variedad de aplicaciones en el campo de la medicina y la odontología, específicamente en el diagnóstico y planificación de tratamiento quirúrgico de las deformidades faciales, reconstrucciones óseas, dentales y de la articulación “témporo-mandibular”.

La placa de plástico en tres dimensiones se construyó en una ortopedia de Córdoba –una de las tres sofisticadas que existe en el país– luego de los datos aportados por una tomografía computada. Este molde ronda los 20.000 pesos.

El médico viedmense sostuvo que este tipo de intervención es la primera en Río Negro, a la vez que agradeció a profesionales de la Aseguradora Horizonte ya que “llevó seis meses la planificación” y “cuesta mucho hacerle entender al paciente y a las obras sociales que esto es un proceso”. Recalcó que “esto se hace en Europa, se hace en Buenos Aires y en todo el mundo”.

El profesional destacó que “con esto se logró corregir un gran defecto que presentaba en la vista y una diferencia de la altura entre los ojos”.

La estereolitografía

es la construcción de una placa en tres dimensiones para colocarle al paciente

y corregir el defecto

en la zona del ojo.

“Con esto se logró corregir un gran defecto que presentaba en la vista y una diferencia de la altura entre los ojos”

José Valla, médico

a cargo de la

operación.

Datos

La estereolitografía
es la construcción de una placa en tres dimensiones para colocarle al paciente
y corregir el defecto
en la zona del ojo.
“Con esto se logró corregir un gran defecto que presentaba en la vista y una diferencia de la altura entre los ojos”

Comentarios


Con una compleja operación le reconstruyen parte del rostro