Conforme a medias



#

Mariano Figueroa tuvo la victoria en el final, el palo se la negó.

MAR DEL PLATA (Enviado especial).- Cipolletti sabe que la mitad del trabajo está hecho. El próximo domingo volverá a jugar con Alvarado, pero en la "Visera", la cancha que mejor le sienta al equipo de Perilli.

"El primer objetivo era no perder. Lo conseguimos pero también sabemos que si hubiésemos estado un poco más precisos en la definición, nos llevábamos el triunfo. En el segundo tiempo nos tranquilizamos, comenzamos a manejar mejor la pelota y eso se notó porque creamos muchas situaciones de gol. Es importante el empate pero todavía quedan 90 y hay que ganarlos", aseguró el volante central Marcos Carrasco.

Extenuado por el gran desgaste físico, Mariano Figueroa entendió que "en el primer tiempo la pelota nos pasaba por arriba a los volantes. En el segundo mejoramos y lo podríamos haber ganado".

Luego agregó que "si bien la serie todavía está abierta, nosotros nos hacemos fuertes de local. Igual no nos podemos confiar porque ese sería el peor error. Espero que la gente nos acompañe, porque nosotros vamos a dejar todo para pasar de ronda".


Comentarios


Conforme a medias