La muerte del 10: El mundo despide a Diego

Confrontan aún más productores y consumidoresde petróleo, en Yeda

Proponen regular los mercados financieros para enfriar los precios. EE. UU. insiste en que las subas se deben a la escasez de la oferta. Los árabes están dispuestos a verter más crudo para la compra.




YEDA, Arabia Saudita (AFP).- Los mayores países productores y consumidores de petróleo del planeta se enfrentaron sobre la necesidad de aumentar la oferta y controlar a los especuladores para frenar el alza espectacular de los precios, en la víspera de una reunión clave en Yeda.

Confrontada a una creciente presión internacional para estabilizar los precios del crudo, que rozan los 140 dólares el barril, la industria fue sacudida por nuevas malas noticias de Nigeria.

Un ataque contra un oleoducto operado por el grupo estadounidense Chevron paralizó la producción de unos 120.000 barriles por día (b/d) en el segundo productor de petróleo de África -detrás de Angola que le arrebató el primer puesto-, y un grupo rebelde conminó a los trabajadores extranjeros del sector a abandonar el país o sufrir más ataques.

El nivel de culpabilidad de los especuladores en la disparada de los precios del crudo y la eventual regulación de los mercados financieros para combatir el problema generaba polémica en Yeda, ya que Estados Unidos y otras grandes potencias señalan que la principal razón del aumento de precios es la escasez de la oferta.

El documento de trabajo de la reunión, al cual tuvo acceso la AFP, propone entre otras cosas "mejorar la transparencia y la regulación de los mercados financieros" para enfriar las cotizaciones.

Esto podría lograrse "a través de medidas para obtener más datos sobre la actividad de los fondos indexados", añade, en referencia a fondos como el Índice Goldman Sachs de Materias Primas, que han amasado fortunas gracias a la disparada de precios.

 

Polémica que enfurece

 

El texto fue elaborado por Arabia Saudita, en colaboración con la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), la Agencia Internacional de Energía (AIE, que defiende los intereses de los países consumidores industrializados) y el Foro Internacional de Energía (FIE, creado por los sauditas para promover el diálogo entre consumidores y productores).

Pero esta recomendación es "altamente polémica" y su formulación podría cambiar, dijo a la AFP un alto funcionario internacional del

sector de la energía, que pidió el anonimato.

Los especuladores en los mercados de materias primas no son los responsables primarios del alza espectacular de los precios, aseguró en Yeda el secretario de Energía estadounidense, Samuel Bodman.

"No hay evidencia que podamos hallar de que los especuladores están impulsando los precios", dijo. "El capital está siguiendo el ascenso del mercado, no lo está liderando", precisó.

"Las condiciones ajustadas de los fundamentos del mercado son en nuestra opinión el principal factor de impulso" de los precios, dijo Bodman. Pero la OPEP insiste en que la oferta de crudo es suficiente y que los principales responsables de la escalada son los especuladores.

"Sólo porque los coches y los ordenadores son caros, ¿uno pediría a sus fabricantes producir más?", preguntó el viernes el presidente del cartel, el ministro de Energía argelino, Chakib Jelil. Arabia Saudita, líder de la OPEP, anunció recientemente dos aumentos de su oferta de crudo por un total de 500.000 b/d, pero su decisión unilateral -y su convocatoria a la inusual reunión de Yeda- enfureció a Irán y Venezuela, los dos halcones del cártel opuestos a todo aumento de la oferta.

El reino está dispuesto incluso a verter más petróleo al mercado si éste lo reclama, declaró el viceministro de Petróleo Saudita, el príncipe Abdulaziz bin Salman. "Responderemos a la demanda. Si el mercado requiere más crudo, se lo venderemos", dijo. "Preferimos que los precios sean estables", añadió.

Según una fuente Saudita, el resto de la OPEP tiene un millón de b/d de capacidad de producción de crudo excedentaria, lo cual sumado a los dos millones de Arabia Saudita eleva la cifra a tres millones de b/d.

"El problema hoy es que no hay suficiente capacidad de refinación sofisticada", precisó.

El documento de la reunión inusual por la urgencia en que fue convocada por sus protagonistas, según supo AFP, llama a "aumentar de manera apropiada la inversión en exploración y producción, así como en la refinación" de crudo.


Comentarios


Confrontan aún más productores y consumidoresde petróleo, en Yeda