Continúan las negociaciones por los vuelos en Río Negro

Lo más visto



INGENIERO JACOBACCI (AJ).- Mientras el Gobierno negocia la continuidad de los vuelos en Río Negro, los habitantes de la Región Sur continúan gestionando para no perder la única línea aérea que baja en la zona.

El próximo lunes SAPSA volaría por última vez uniendo San Carlos de Bariloche con Viedma y suspendería el servicio por cuestiones presupuestarias.

La posible pérdida de este vital medio de transporte generó preocupación en los pobladores de la zona. El pasado viernes, una comisión encabezada por la Concejal Victoria Adaime, entregó en mano al Gobernador Pablo Verani un petitorio con más de 500 firmas para que se garantice la continuidad de los vuelos en Río Negro. Una copia similar fue enviada al presidente de la empresa aérea, Roberto Trappa.

Según explicó la edil a este medio, a la Línea Sur la separan grandes distancias y muchas horas de viaje de las grandes ciudades. Sus habitantes ya perdieron el ferrocarril que unía Bariloche con Plaza Constitución y el asfalto de la Ruta Nacional 23 seguirá siendo una esperanza y otra de las tantas promesas incumplidas que recibieron los pobladores a lo largo de los años.

“Mucha gente que viaja en el avión es jubilada y lo hace por cuestiones de salud. Es el único medio que le permite viajar a Roca o Viedma, hacerse atender por el médico y regresar en el día. Los micros que hace este recorrido tarden 7 y 11 horas. Además, en invierno cuando la nieve corta las rutas y las vías del tren es el único medio de comunicación que no permite salir de la región. Para esta zona el avión es una necesidad, no un lujo o un capricho” sostuvo.

Ayer el Ministro Coordinador, Gustavo Martínez, señaló que si bien continúan las gestionen para que SAPSA siga volando en cielo rionegrino, no se descarta la concesión de las ruta a otras empresas. En este sentido destacó que hay empresa de Capital Federal que han mostrado interés y con ellas solo se mantuvieron algunas conversaciones.


Comentarios


Continúan las negociaciones por los vuelos en Río Negro