Cuatro vinos para tener en cuenta

El periodista gastronómico Nico Visne recomienda un puñado de etiquetas imprescindibles para degustar por estos días.





AGENDA EXQUISITA

Hay vinos que quedan marcados como un hierro caliente sobre el cuero de la memoria. Otros que siguen pasando en la cinta transportadora directo a la papelera de reciclaje. Pero sin embargo, existen aquellos que arremeten contra la monotonía de los días y así, como quien no quiere la cosa, taladran nuestra existencia y nos llevan a preguntarnos por qué durante tanto tiempo la amnesia de la lengua contagió todo y logró perdernos en este mar de conformismos sencillos.

He aquí algunos ejemplos gloriosos para todo tipo de días, instantes y/o momentos.

Malma reserva / Bodega NQN 2010 – Malbec

Para mi, uno de los mejores vinos de la bodega. Súper concentrado, espeso, el choque perfecto de fruta y madera. Violeta oscuro, de final prolongado, algo alcohólico y desobediente en su redondez. Vainilla y coco sutilmente sellan la identidad de las barricas. Lo bebimos con un buen bife de chorizo y unas mini láminas de ajo tostadas.

Chateau Vieux / Bodegas López – 2004 – Blend

Quien sueña el sueño de los vinos, López descansará en un mundo hecho de uvas.

Un caldo jugado teniendo en cuenta su guarda, el gran reserva de una de las bodegas que mejor entiende la genealogía de la gente y el vino. Este blend ha reposado años enteros en barricas francesas logrando carácter y estructura .

Pálido en su aspecto, como refutando la idea de que la brillantes y el reflejo sean solamente sinónimos de grandeza.

Redondo e intenso, este viaje hecho de Cabernet Sauvignon, Merlot y Pinot Noir, nos sumerge en una de las cartas que mejor guardan los López.

Acompañamos con bondiola de cerdo, en unos sándwiches de pan tostado.

Carmelo Patti / bodega Carmelo Patti 2008 – Malbec

Los vinos de este señor son indudablemente rayos poderosos de estilo e historia sobre nuestras cabezas. Si hay un panteón donde los hacedores de vinos hacen lo que se les canta, Carmelo Patti seguro que anda por ahí.

Artesanal, equilibrado y sencillo, uno de los vinos más interesantes de esta parte de la historia. Este Malbec boutique que durmió en roble francés y luego en una larga estiba en botella, demuestra claramente lo que significa un vino que respeta la calidad y la sanidad de su elaboración.

De los mejores, siempre. Inolvidable con una tabla de quesos y ahumados.

Don Nicanor / Bodega Nieto Senetiner 2010 – Cabernet Sauvignon

Un especiado Cabernet que muestra en su totalidad una estructura fiel. Fue criado durante un año en madera francesa, cuestión que le aporta en boca algo de vainilla. Su carga tánica es interesante. De largo final, lo ideal es poder dejarlo airearse para que libere aromas y descomprima parte de sus aires alcohólicos. Tiene un potencial de 7 años de guarda y va muy bien con unos tallarines a la boloñesa en un tuco concentrado.

He aquí 4 cartas para jugárselas pronto. Treinta y tres de mano. En fin. Quien no arriesga, no gana.

Que los disfruten.

Hasta la próxima.

@nicovisne

+ Info:

Vinoteca El Lagar / Edelman 35 / Neuquén / (299) 447-1239


Comentarios


Seguí Leyendo

Cuatro vinos para tener en cuenta