Acusan de plagio a Camilo José Cela

Camilo José Cela deberá enfrentar una demanda por plagio interpuesta por María del Carmen Formoso, quien sostiene que el escritor copió situaciones y personajes para "La cruz de San Andrés", obra con la que Cela ganó el Planeta.

16 mar 2001 - 00:00

Barcelona, (dpa).- El célebre escritor español y Premio Nobel de Literatura Camilo José Cela se enfrenta a una querella por presunto plagio interpuesta por la autora María del Carmen Formoso Lapido ante un tribunal de Barcelona, ciudad donde tiene su sede la editorial Planeta, responsable de la publicación.

Formoso reafirmó ayer que "La cruz de San Andrés", con la que el laureado escritor ganó el Premio Planeta en 1994, es una copia de una obra titulada "Carmen, Carmela, Carmiña (Fluorescencia)" que ella presentó a la misma edición del galardón, dotado con unos 275.000 dólares. Por ello, la autora reclama los derechos intelectuales de la obra.

"No tengo nada que decir, que hablen los jueces", fue la única reacción del autor de "La Colmena", de 84 años, al ser preguntado por las acusaciones en su contra.

La Audiencia Provincial de Barcelona explicó al admitir a trámite la querella que la escritora coruñesa considera que entre su libro y el de Cela hay "tan innumerables coincidencias temáticas, argumentales, de personajes, tiempos, circunstancias, e incluso, frases textuales", que permiten sospechar que la obra del Premio Nobel de 1989 es realmente un plagio.

El director de la editorial Planeta, José Manuel Lara Bosch, negó de forma contundente que haya habido algún tipo de fraude. "No se me ocurre pensar ni como posible que un autor de la altura de Cela plagiara a una escritora desconocida", dijo.

Si bien reconoció que puede haber coincidencias entre las dos novelas, atribuyó éstas a las referencias de la cultura popular gallega que aparecen en ambas. Los dos libros tienen el mismo tema: narran la historia de tres mujeres adeptas a una secta durante la dictadura de Franco (199-1975) en La Coruña.

Lara Bosch consideró ofensivas las acusaciones. "No nos toman por sinvergüenzas, sino por tontos", manifestó. Al mismo tiempo, mostró su sorpresa por los muchos años que han transcurrido entre la presentación de la obra y la querella de la autora gallega.

Formoso, que es representada por su hijo, Jesús Díaz, que es abogado, dijo ayer sentirse "muy ilusionada y esperanzada" ante la decisión del tribunal de admitir a trámite su querella. La escritora, una profesora de 60 años ya jubilada, explicó que leyó la obra de Cela dos años después de la concesión del premio.

"Existen coincidencias de lugares e incluso frases textuales", afirmó Formoso, quien acusó a la editorial Planeta de haber entregado su manuscrito a Cela después de presentar la obra al galardón. "No tengo otra explicación, porque nadie más sabía de esa novela, dijo.

Después de "Carmen, Carmela, Carmiña (Fluorescencia)", Formoso escribió otras tres novelas y numerosos cuentos, aunque ninguno de ellos salió al mercado. La obra de la polémica, sin embargo, sí fue publicada, por la editorial Punto Crítico, aunque la autora se queja de la mala distribución.

La Audiencia Provincial de Barcelona decidió admitir la apelación de la autora luego de que su querella fuera rechazada por los juzgados de la capital catalana en junio de 1999, decisión contra la que tampoco había prosperado un primer recurso de reforma.

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.