Del Valle a Buenos Aires de la mano del teatro: Matías Palacio

El actor nacido en la región en diálogo con “Río Negro” cuenta como descubrió el teatro “medio en chiste” y su experiencia en la capital federal.

11 feb 2018 - 00:00

Tenía 15 años y en la escuela no le iba muy bien que digamos. Una profesora les propone realizar una obra de teatro y así tener la posibilidad de obtener buenas calificaciones.

Matías Palacio y su grupo de compañeros aceptaron de inmediato, pero para él fue algo más que eso. Encendió una pequeña llama que años después crecería para no extinguirse más.

“Yo descubrí el teatro medio en chiste, en la secundaria, y de repente me di cuenta a los 18 años cuando tenía de decidir qué hacer de mi vida y ser sincero con uno mismo que quería esto. Fue a lo que apunté y de ahí en adelante el teatro se transformó casi en mi vida porque en la universidad estuve cuatro años y medio, casi cinco, después empecé con la docencia, le empecé a encontrar varias facetas al teatro, con la investigación también, y creo que me fui dando cuenta que voy a hacer teatro toda mi vida, por más que esté en el pueblito más chico. No tengo el teatro como fin comercial , ni económico, ni de éxito, si eso viene bienvenido sea, pero el teatro para mi es intrínseco a mi, yo no puedo estar sin hacerlo”, comenzó contando sobre su acercamiento y su relación con el arte de las bambalinas.

Lo cierto es que 15 años después de ese trabajo escolar, Matías se encuentra radicado en Buenos Aires -hace dos años- viviendo del teatro.

P- ¿Cómo es la vida de un valletano en Buenos Aires?

R- Hace dos años y algo que me fui, primero porque había conseguido un cupo para un posgrado en la Universidad Nacional de Arte y también porque conseguí una beca para un seminario con un dramaturgo y director muy importante de allá, que es Javier Daulte. Y al poco tiempo pude ingresar a una obra que permitió ponerme en movimiento, porque me constaba estar sin ensayar y sin actuar, ahí empecé a entrar un poco más en el medio y eso me permitió bajar la ansiedad y sentir que estaba feliz de estar ahí y que había sido una buena decisión la de irme a Buenos Aires. Esto fue en 2016. Ya en 2017 conociendo la ciudad, que fue complejo, ya estaba un poco mejor y me pude enfocar para seguir estudiando y conseguí entrar a dos obras más.

P- ¿Tenés pensado volver a la zona?

R- En este momento, la verdad que no, tengo proyectos en Buenos Aires y eso me mantiene ocupado allá. Y además, por ahora sigo ilusionado y tratando de avanzar lo que más pueda allá. Me encantaría volver con una obra, eso seguro, de hecho e intentando pero se complica un poco con los costos y la distancia, pero ni bien pueda y me den un poquito de lugar para opinar sobre las giras voy a proponer volver.

P- Ya un poco más alejado del teatro valletano ¿cómo lo ves?

R- Sé que todos los espacios independientes la reman mucho en la parte económica, sé que se hace por mucho amor al arte, porque nadie vive del teatro, eso es muy difícil. Por ahí un poco de apoyo en ese sentido sería más beneficioso para todos . Y, respecto de lo artístico, no tengo mucho para decir, porque siempre veo que hay producciones, que se están haciendo cosas y que cada vez hay cosas mejores y más diversas. Lo único que espero es que siga creciendo el teatro, que no se afloje, porque realmente hay muy buen potencial.

Actualmente Matías Palacio forma parte de dos obras: “Carne viva”, una producción argentino-española y “Aviones de papel”, su primer protagónico en Buenos Aires.
Neuquén

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.