Denuncian apremios y vejaciones de la Policía

Cuatro jóvenes manifestaron que sufrieron un verdadero calvario. Uno de ellos se encuentra en terapia intensiva en grave estado.

Leonardo Santa Cruz, una de las víctimas
VILLA REGINA/ROCA (AVR/AR).- Un joven se encuentra internado en terapia intensiva con un coágulo en el cerebro y en grave estado, y otros tres muchachos presentan múltiples golpes en el rostro y en distintas partes del cuerpo, luego de recibir "un bestial castigo por parte de policías de la comisaría Quinta de Regina", según denunciaron ayer en juzgado Nº4 a cargo del juez Emilio Stadler.

Ayer, otros dos jóvenes hicieron otra denuncia por apremios contra efectivos de la unidad Quinta, también por apremios ilegales.

Los cuatro jóvenes habían sido detenidos en la madrugada del domingo, tras un enfrentamiento entre dos grupos y luego contra la policía, según se informó en su momento oficialmente y como publicó "Río Negro" en su edición del lunes.

Ramón González y Marta García, los padres del joven que está internado. Las heridas más graves las tiene en la cabeza.
Sin embargo, los jóvenes aseguraron que nada tuvieron que ver con el incidente. Confirmaron que hubo una pelea pero que ellos no intervinieron, y que posteriormente la policía los detuvo. En aquel episodio, varios policías resultaron lesionados, y según se informó ayer en la comisaría de Regina, los uniformados se están reponiendo de las heridas.

Según la versión de los jóvenes, los uniformados los llevaron hasta la comisaría Quinta, y en uno de los pasillos comenzaron los golpes de puños y patadas mientras estaban en el suelo.

Luego denunciaron otro tipo de vejámenes, ya que dijeron que los uniformados inundaron el calabozo para que no se pudieran acostar, y que no les dieron las frazadas que le habían llevado los familiares.

Tras pasar la noche, los trasladaron a la alcaidía de Roca. "Hay testigos que a Pablo González lo sacaron desmayado de la comisaría y lo llevaron en un patrullero a Roca. Cuando llegaron a la alcaidía seguía desmayado. Aparentemente ahí también les pegaron, y como no reaccionaba, lo llevaron al hospital. Quedó en terapia intensiva", dijo una hermana del joven.

Ayer, en el pasillo central del hospital de Roca, se encontraba Leonardo Santa Cruz, otro de los jóvenes agredidos.

De pocas palabras, confirmó que fueron golpeados sin motivos por la policía. En su rostro quedaban las huellas de una paliza, incluso con derrames importantes en los ojos. Dijo que tal vez podría reconocer a alguno de los policía agresores.

Los cuatro detenidos por el incidente, que los jóvenes niegan haber protagonizado, fueron Patricio Lara, de 22 años; Leonardo Santa Cruz, de 20; Sergio Bascur, de 24 y Pablo González, también de 24 años.

Por su parte, el titular de la comisaría Quinta de Regina, Rolando Lara, señaló que se instruyó un sumario interno para determinar responsabilidades.

El comisario indicó que más allá de la investigación que está en manos del juez, se debe agotar también la instancia administrativa interna para esclarecer las responsabilidades.

"Todo queda supeditado a la cuestión judicial, pero esto no exime la faz administrativa", apuntó Lara, quien comentó que ningún efectivo ha sido separado de su cargo hasta el momento.

Anoche, no se pudo contactar en la alcaidía al comisario Andrés Capsi para que de su versión sobre lo ocurrido en la alcaidía, ya que los jóvenes también habrían denunciado a efectivos de la Cárcel de Encausados.

Incluso dijeron que cuando habían pasado la guardia de la cárcel, un uniformado dijo "estos son los que andan golpeando a policías", y recibieron más golpes.

Otra acusación contra la misma unidad

VILLA REGINA (AVR).- Dos jóvenes de esta ciudad presentaron una denuncia por apremios contra efectivos de la Unidad Quinta de esta ciudad, luego de que uno de ellos fuera demorado y denunciara en sede policial el faltante de un artículo de su propiedad. La denuncia fue presentada ante el juzgado Nº 2 de Roca.

Los denunciantes son José Alejandro Tesán y Sergio Daniel González, y manifestaron que fueron víctimas de golpes por parte de un efectivo policial, en un irregular procedimiento en el que ambos fueron detenidos la semana pasada por presunto desordenes en la vía pública.

El hecho se habría desencadenado a partir de una denuncia que presentó Tesán en sede policial el 22 de octubre, tras haber sido detenido por los efectivos policiales. Luego de permanecer alojado en el calabozo de la Unidad Quinta, al retirarse detectó que le faltaba un encendedor que llevaba consigo al ser detenido. Por este motivo presentó una denuncia, sin hacer cargos sobre ningún efectivo policial, del faltante del encendedor.

Sin embargo en la madrugada del 2 de noviembre, según indicaron, el sargento Marcelo Márquez interceptó a Tesán en el barrio San Martín. Allí lo tiró al suelo acusándolo de haber orinado un vehículo estacionado. Mientras estaba en el piso, apareció Sergio González, que empezó a reclamar para que liberaran a su amigo.

Tesán señaló que Márquez lo tuvo en el suelo durante 15 minutos, mientras vecinos del barrio observaban la situación, y luego llegó un patrullero que los trasladó a la sede policial. Indicaron que en esa oportunidad fueron golpeados por los uniformados.

Por su parte el comisario Rolando Lara, dijo desconocer la situación denunciada por González y Tesán.


Comentarios


Denuncian apremios y vejaciones de la Policía