Cuatro “Manzanas” en casa

Barotto y Debasa hicieron historia y a Nonnenmacher lo bajaron, pero apeló. Así el triunfo en el N-3 no se va de la región, porque Rueda fue segundo.

22 ago 2005 - 00:00

Como siempre, los regionales se lucieron en la Vuelta de la Manzana. Cuatro sobre siete divisiones en el Argentino no está nada mal. Sergio Barotto, quien terminó en tres ruedas, y Maximiliano Debasa festejaron de una. Miguel Nonnenmacher fue otro de los que ganó, pero lo bajaron en la técnica. Apeló, por lo que la clasificación quedó en suspenso. Igual, el triunfo en su división no se escapa de la región, porque Eduardo Rueda fue el segundo y si se confirma la exclusión del “Nene” pasará a ser el ganador. El cuarto éxito llegó de la mano de Alejandro Cancio, quien se impuso en el Grupo N-4 Light, que lo tiene como principal candidato al título. Barotto encaró la segunda etapa a una decena de segundos del sorprendente líder Nicolás Fermi en la Clase A-6. El ex campeón argentino se jugó todo al conocimiento que tiene de los caminos de la zona de bardas, tanto de Roca como de Regina, y le dio con todo a su “Golcito”. El resultado fue el esperado porque llegó a la punta, aunque no se imaginaba el sufrimiento que le esperaba. Entre tanto darle a su auto, se quedó sin la rueda trasera derecha cuando faltaban dos tramos por delante y unos cuantos kilómetros de enlace. ¿Aguantaría el auto? Era toda una incógnita. En tres ruedas anduvo por la Isla 58, se vino en enlace hasta el autódromo de Roca y también completó el súper especial clausura. Increíble, pero real lo que pasó con Barotto, quien volvió al Argentino como lo había soñado: con un triunfo. Mucho más tranquilo fue el triunfo de “Maxi” Debasa en la Copa Palio. Hizo la diferencia en la primera etapa y en la segunda salió tranquilo. Ganó y está a un paso del título. En una “Manzana” que tuvo de todo, los regionales pisaron firme, como para darle un cierre diferencia a una prueba que entró en la histórica.

Exclusión: Nonnenmacher no se entrega

La parte que le correspondía la cumplió, lo que no se imaginaba era lo que vendría después. Miguel A. Nonnenmacher arrasó con sus rivales en el Grupo N-3 y todo fue alegría en los aficionados, quienes lo adoptaron como ídolo. La novedad vendría unas cuantas horas después, al quedar excluido por una diferencia en la leva de su Fiat Bravo, pero apeló y ahora definirá la CDA. Nada hacía presagiar el suspenso que acompañó a una verificación técnica que también traería algunas novedades más. La bronca saltó cuando el “Nene” denunció a Nicolás Carlomagno, quien al no presentar su auto fue excluido. Enseguida llegó la réplica del equipo de Carlomagno, denunciando al ganador. Pasaron varias horas desarmando piezas del auto del reginense. La caja en orden, lo mismo que el autoblocante y otros elementos que fueron medidos. Su triunfo quedó en suspenso, y ahora decidirá en la semana el cuerpo técnico de la CDA, por una diferencia de menos de un milímetro que presentó la leva de su auto. Una lástima lo que pasó al final, porque después de semejante trabajo estaba claro que merecía un festejo diferente. Nonnenmacher encaró la segunda etapa dispuesto a definir su pulseada con Carlomagno y en un par de tramos nada más sacó una diferencia que lo puso a resguardo. El tránsito por los especiales de Regina fue para recibir el reconocimiento de su gente. De confirmarse su exclusión, el triunfo igual quedará en la región, porque el rinconense Eduardo Rueda terminó segundo.

Voces: “Tenemos que seguir paso a paso”

Maximiliano Debasa asombra con su tranquilidad. Ni siquiera una conquista tan importante como ganar la Vuelta de la Manzana le hizo perder la calma. “Estamos muy contentos, trabajamos mucho para lograr esta victoria, pero acá todos los días hay que rendir examen”, comentó. Después de saludar a cada integrante de su equipo, Debasa comentó todo lo que vivió en esta clásica prueba donde logró un triunfo que lo acercó un poco más al título en la Copa Palio. - ¿Misión cumplida? - Fue una prueba desgastante, menos mal que pudimos hacer una buena diferencia de movida y después elegimos el ritmo que más nos convenía. - ¿Fue acertado salir a pegar de entrada? - Y... con los resultados puestos está claro que fue lo mejor. Pero no siempre salen las cosas como uno las piensa. Veníamos de tres victorias seguidas y en Catamarca el auto no rindió como esperábamos. Por eso, trabajamos tanto para la “Manzana” y decidimos con mi hermano (por Mauro, su navegante) salir al todo o nada de entrada, cuando los pisos estaban buenos, para intentar sacar una diferencia importante y lo logramos. - El título está cada vez más cerca... - Esta frase no es nueva, pero cómo sirve. Tenemos que seguir paso a paso. Ya pasaron seis fechas y estamos con más diferencia en el certamen. Encima, Nicolás Raies estuvo complicado, por lo que todo nos cerró perfecto. Igual, no hay que gastar a cuenta porque todavía quedan tres fechas y treinta puntos por delante. - Pero la diferencia es tranquilizadora... - Sí, por supuesto. Podemos hasta darnos el lujo de especular. Ahora, son nuestros rivales los que tienen que hacer el gasto para intentar descontar la diferencia que sacamos. - ¿Definís en la próxima? - Vamos a ir a Concepción del Uruguay con la consigna de sumar la mayor cantidad de puntos posibles. Si podemos ganar mucho mejor. Pero, ahora las urgencias son de quienes nos siguen en el certamen. - ¿Tiene un sabor diferente ganar una prueba como la “Manzana”? - Sí, no hay dudas. Esta prueba es diferente a todas, no solo porque es la que más gente convoca, sino porque tiene una historia atrás que la hace única. Es algo mágico”.

Notas asociadas: Un guerrero  

Notas asociadas: Un guerrero  

EL DATO 4 Las victorias que logró en seis fechas Maximiliano De-basa, quien está cada vez más cerca del título en la Copa Palio. Sumó en todas las pruebas, con un rendi-miento sorprendente.  

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.