Boca y Central empataron en una noche con dos penales pero sin goles

En la primera visita de Tevez representando a otro club, el Xeneize igualó con el Canalla en la continuidad de la fecha 14 de la Liga Profesional. El arquero local le atajó un penal a su colega visitante, que después se redimió en el remate de Pol Fernández.

Redacción

Por Redacción





Por un lado, la noche en La Bombonera fue distinta a todas. La llegada de Carlos Tevez para visitar a Boca como DT de Central se robó la previa. El Apache fue ovacionado por la gente y recibió un presente de parte de la directiva, entregado en mano por Mauricio “Chicho” Serna.

Pero desde lo futbolístico, el partido del Xeneize siguió la misma lógica de lo que había pasado con Racing: no perdió por Agustín Rossi. Como tantas veces le ocurrió en el año, sobrevivió gracias a su arquero y mostró una anemia futbolística alarmante.

El arquero apareció a los 15 minutos de partido para salvar al Xeneize. Pablo Echavarría sancionó penal por mano de Luis Advíncula, luego de que el VAR lo advirtiera. Gaspar Servio cruzó toda la cancha y ejecutó la pena máxima, pero una vez más Rossi demostró que es el mejor futbolista de Boca en el año y contuvo el disparo.

Boca tardó media hora en reaccionar. Después de un par de aproximaciones de Central, que hizo méritos para ponerse en ventaja, el local amenazó con una pelota al área que Servio no pudo contener. El arquero la dejó corta en un centro, sobre los 31′, y después Facundo Roncaglia casi abre la cuenta, pero el guardameta salvó con lo justo.

Facundo Buonanotte, quien había generado la jugada del penal, mostró todo su talento. Lo había anticipado Tevez en la conferencia de prensa después de la victoria sobre Barracas (en la que dijo que le ve cosas de Messi) y el pibe cumplió. Estuvo cerca de que le cometieran otra infracción dentro del área rival después de una pisada en la que expuso la creatividad que tiene.

Antes del final del primer tiempo, Sebastián Villa escapó por la izquierda y fue derribado por Ismael Cortez después de ganar a pura potencia. En el momento, Echavarría ni siquiera cobró falta, pero después lo convocaron del VAR para revisar la acción. El árbitro demoró demasiado, hasta que decidió sancionar penal.

Pero todavía quedaban cosas raras por pasar, ya que Servio se redimió de su penal errado y le contuvo el remate desde los doce pasos a Pol Fernández. El volante de Boca hizo un mal primer tiempo y su ejecución cruzada fue floja, a pedir del «1» visitante.

En el segundo tiempo, Central acusó el desgaste y cambió su estrategia. Ya no pudo atacar con frecuencia o posicionarse en campo rival, sino que la posesión le correspondió al local. Pero si hay un problema que tiene este Boca es que no sabe qué hacer con la pelota, por lo cual navegó en la intrascendencia en la mayor parte del tiempo.

De todas formas, podría haberlo ganado con el disparo de Villa desde afuera que dio en el ángulo y salió cuando iban 25′. El ingresado Alan Marinelli estuvo muy cerca de anotar con un pase de Buonanotte, que lo habilitó con ventaja para rematar desviado a los 30′. Facundo fue el mejor jugador de campo del partido y exigió otra atajada de Rossi sobre los 36′ con un intento lejano.

No hubo tiempo para más. Central llevó a cabo su libreto y mostró personalidad con los pibes. El equipo de Tevez crece en un momento de crisis y con menos herramientas que la mayoría de sus rivales.

Del otro lado, Boca juega feo y mal. Al pronunciado bajón futbolístico después de la eliminación de Libertadores se suma el tenso clima interno que genera novedades extradeportivas todas las semanas.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Boca y Central empataron en una noche con dos penales pero sin goles