Di Giácomo dijo que tocaron “intereses” al apartar penitenciarios

Se refirió a la causa por torturas por la que se suspendió al jefe del penal 3. Dijo que en las cárceles hay “tráfico” de influencias, drogas y alcohol.



#

El ministro de Gobierno habló de la situación penitenciaria en la provincia. Archivo

CRISIS CARCELARIA

El ministro de Gobierno Luis Di Giácomo sorprendió este lunes al señalar que en el penal de Bariloche al apartar a personal por una causa por presunta represión se “tocaron intereses” que habrían generado una “actitud reactiva de algunos sectores”.

El ministro recordó en una conferencia de prensa en Viedma en la que presentó al nuevo director del Servicio Penitenciario Osvaldo Torres, un caso que se produjo en Bariloche en el que se desplazó a “importante personal” en clara alusión a la denuncia por presuntas torturas a mediados de mayo que terminó con la suspensión preventiva del entonces jefe del penal 3, Manuel Poblete, y otros dos agentes.

La denuncia realizada por el Observatorio de Derechos Humanos motivó además el procesamiento inmediato de los tres agentes pero en un reciente fallo la Cámara del Crimen anuló esas actuaciones y el caso volvió a foja cero.

El ministro dijo que en el penal se registró “una represión que consideramos fue más allá de lo que debe ser, correcta y respetuosa de los derechos de los internos, sino que hubo golpes, heridos y castigos que fueron denunciados como excesivos”.

Agregó en este sentido: “tenemos derecho a presumir que hemos estado tocando intereses que tenía que ver con lo que habitualmente uno sabe que se maneja en las unidades penitenciarias, que tienen que ver con las situaciones de tráfico de influencias, de medicamentos, de alcohol y estupefacientes; pensamos que esto forma parte quizás de una actitud reactiva de algunos sectores que están viendo que este cambio está yendo hacia un nuevo sistema de trabajo”.

Di Giácomo indicó que más allá “de una visión autocrítica” que le cabe a las autoridades por las situaciones que se presentaron en los penales (con las fugas producidas en Viedma y Roca y la toma de rehén de un celador en Bariloche) también apuntó a “la existencia de alguna intencionalidad y quizás podría configurar una especie de asociación ilícita”, en el caso de los tres episodios que permitieron la fuga de seis internos en la capital provincial.

Aclaró también que la mayoría del personal penitenciario como de los policías en las cárceles es “gente honesta y consustanciada con la responsabilidad de su función”.

DeBariloche


Temas

Bariloche

Comentarios


Di Giácomo dijo que tocaron “intereses” al apartar penitenciarios